2016-10-09 12:10 Real Madrid Por: Administrador

Lo que no perdona una parte de la plantilla a Zidane



Carlos Muñiz

La liebre la ha levantado el diario Marca. Las decisiones de Zidane empiezan a generar dudas entre un amplio sector de la plantilla no no parece dispuesto a compartir su criterio. Los problemas surgen cuando Zidane deja bien claro a todos que la BBC copará siempre las tres posiciones de vanguardia. Con los problemas físicos que han padecido Cristiano Ronaldo, Benzema y Bale a lo largo de la temporada, ha costado ver juntos de nuevo a los tres integrantes de la BBC esta temporada. Cuando eso sucedió el Real Madrid venía de encadenar un brillante inicio liguero con una clase media comprometida y sacando las castañas del fuego.



Y se da la circunstancia de que con la presencia del trío mágico al completo, los resultados han empezado a flojear y se han encadenado cuatro empates consecutivos. También es cierto que la lesión de Casemiro y luego la de Modric han tenido algo o mucho que ver en esta situación. Pero lo cierto es que Zidane se enfrenta a un serio problema con su plantilla. Nadie le cuestiona, nadie duda de sus conocimientos y de su validez para llevar al Real Madrid a lo más alto. Pero son muchos los que no le perdonan que no confeccione las alineaciones de acuerdo a lo que ve en los entrenamientos y si las decidida de manera predeterminada y por real decreto.

El hecho que más a molestado a esa parte de la plantilla es el interés de Zidane por garantizarle la titularidad a Benzema cuando no está al cien por cien y Morata está respondiendo bien en sus apariciones. Tampoco se ha entendido el empecinamiento por colar a Cristiano Ronaldo sin estar recuperado del todo de su lesión, aunque en este caso se entiende que es el buque insignia del equipo y necesita minutos. Zinedine Zidane anunció en su momento que "la BBC será titular siempre que estén al cien por cien". Algunos jugadores de la plantilla blanca entienden que su entrenador no ha sido fiel a sus palabras y la clase media se ha rebelado a las alineaciones por real decreto.

Zidane tendrá que sacar a relucir la mejor de sus cinturas para sortear este problema de convivencia que se le ha generado y deberá cortarlo de razón antes de que vaya a más. No es fácil porque todos quieren jugar, pero tiene que encontrar la fórmula porque la buena convivencia en el grupo es vital para que lleguen los éxitos.




Deja tu Comentario