2011-02-23 21:02 FC Barcelona Por: Administrador

Lo que hay que saber sobre el hermano de Pep



El hermano de Pep Guardiola perteneció a la plantilla de Nike España durante la etapa en la que Sandro Rosell dirigió la compañía. Más tarde se convirtió en director general de MBS (Media Base Sports), empresa constituida el 29 de julio de 2009 con el objeto social de compraventa, arrendamiento, administración y explotación en cualquier forma de fincas rústicas y urbanas, realización de toda clase de obras y construcciones, tanto públicas como privadas, edificaciones, etc. Su domicilio social está ubicado en la Avenida Diagonal de Barcelona y fue dada de alta como sociedad limitada con un capital social de 3.020 euros. Su administrador único es Jaume Roures Llopis, el hombre que mueve los hilos del entramado de empresas de Mediapro que, entre otras cosas, controla el negocio televisivo del fútbol en España.

A la hora de la verdad, la actividad de MBS no ha guardado relación con el mundo inmobiliario y sí con el marketing deportivo. Roures rescató precisamente a Pere Guardiola de Nike para ponerle al frente de MBS en calidad de director general. Es decir, Pere Guardiola es un empleado de Jaume Roures, un hombre afín a Joan Laporta y Johan Cruyff y, por tanto, muy distante de Sandro Rosell.



Rosell no ha ocultado nunca su preocupación porque el contrato que Laporta firmó con Mediapro no está avalado por los bancos, algo que hay que agradecer a la generosidad del anterior presidente con la empresa de su amiguísimo. Y tampoco ha tenido inconveniente en confirmar que sus relaciones con Johan Cruyff son inexistentes, y más después del conflicto generado por la efímera presidencia de honor del holandés. Respecto a Joan Laporta, Rosell llevó a la asamblea la Acción de Responsabilidad Civil que llevará al ex presidente ante el juez para responder sobre su gestión. Las relaciones de Sandro Rosell con Jaume Roures, por tanto, no son precisamente cordiales.

El presidente barcelonista llegó incluso a prometer en su programa electoral que "arreglaría" la hora de los partidos nocturnos del Barça para hacerlos más accesibles al horario familiar. Roures se ha preocupado de que incumpla su promesa electoral. Incluso Guardiola había llegado a quejarse en sus primeros tiempos como entrenador del primer equipo por los constantes partidos nocturnos que jugaba el Barça. Desde que su hermano es empleado de Mediapro no se le ha vuelto a oír hablar sobre el tema. Guardiola manifestó recientemente que "Roures y su gente tiene todo el derecho a poner esos horarios".  

Como director general de Media Base Sports, Pere Guardiola lleva la representación o la imagen de varios componentes de la plantilla blaugrana. Por ejemplo, David Villa y Andrés Iniesta. A Villa le consiguió un contrato con Natillas Danet. Luego llegaron Cepsa, Helados Maxibon, McDonalds, Giorgi, Mahou, Skip y Adidas.



Sobre Iniesta aún se recuerda la rueda de prensa que concedió a su llegada del Mundial como campeón del mundo en el edificio Imagina de Mediapro en Barcelona, y patrocinada además por Nike. Pere Guardiola lleva la imagen de Iniesta, y en su haber hay que cargar el detalle de Andrés ofreciendo al Espanyol la camiseta interior que descubrió al mundo cuando marcó su decisivo gol en la final del Mundial enseñando su dedicatoria a Dani Jarque. La imagen de Andrés Iniesta está por las nubes, hasta el punto de ser ahora mismo uno de los personajes más queridos y apreciados de España.

Pere Guardiola lleva también al uruguayo Luis Suárez, recientemente traspasado por el Ajax de Amsterdam al Liverpool, a Thiago y Rafa Alcántara y a un ramillete de futbolistas de la cantera blaugrana con un futuro esplendoroso.

El hermano del técnico blaugrana ha intervenido en la polémica fuga de Jon Toral, del cadete A del FC Barcelona, al Arsenal en una jugada que recuerda mucho a la huida de Cesc Fàbregas en 2003. En la directiva la operación ha generado sorpresa porque, defendiendo los deseos del chaval Guardiola, ha actuado en contra de los intereses del club y de su cantera, algo que su hermano Pep valora y aprecia de forma superlativa.

Y todo eso ha ocurrido mientras la figura de Pere Guardiola crece en el entorno blaugrana. Su grado de influencia va a más mientras amplía su cartera de clientes con los canteranos más prometedores del club. Rosell calla, pero no otorga. Sabe que tiene infiltrado en el entorno del club a un hombre de Roures y no puede hacer nada. Está atado de pies y manos. No ignora que su estabilidad como presidente depende de su habilidad para garantizar la continuidad del entrenador del primer equipo, el mismo que no acepta renovaciones que vayan más allá de un año. Y sabe también que necesita tener a su entrenador contento, no vaya a ser que le dé por anunciar su marcha. Y lo que menos le conviene ahora al presidente es molestar a Guardiola con los asuntos de su hermano.

 


Deja tu Comentario