2013-04-17 11:04 FC Barcelona Por: Administrador

Los caprichos de Mourinho molestan a sus jugadores



El articulista denuncia que la filtración de que Casillas se entrenaba con miedo a poner la mano después de su operación no gustó a los componentes de la plantilla madridista, especialmente entre el sector crítico. Tampoco gustó que se filtrara que el chivato del vestuario era Iker Casillas después de que éste a su vez filtrara que había intentado arreglar con Xavi y Puyol los malentendidos generados por las consignas de Mourinho en los clásicos de hace dos años.

Y, además, también se han molestado los jugadores madridistas porque Mourinho se atreviera a subir al autocar del Real Madrid en Estambul a su hijo, cuando ese lugar es sagrado y limitado exclusivamente al cuerpo técnico y a los jugadores. Más de uno se preguntó si podría hacer lo mismo con sus hijos. Ya puestos... Tampoco ha gustado que Mourinho le abriera la puerta del vestuario, otro lugar sagrado en el que nadie puede entrar, a su amigo Maradona y a su otro amigo el intermediario Jorge Mendes, que apareció allí con toda la naturalidad del mundo, como si el vestuario del Real Madrid formara también parte de su patrimonio.



Jose Mourinho parece comportarse en las últimas semanas como si todo le diera igual, dando a entender que le queda muy poco de permanencia en ese vestuario.


Deja tu Comentario