2011-12-15 10:12 Real Madrid Por: Administrador

Los problemas crecen en Can Barça



David Villa tiene los días contados en el Barcelona. Tras la salida por la puerta de atrás de Samuel Eto’o, Zlatan Ibrahimovic y Bojan Krkic, parece que el siguiente ariete que dirá adiós al club culé será el asturiano. Pepe Guardiola parece tener un problema con sus atacantes y es que ninguno de los que le traen acaban por convencerle, y ya suma un gasto de 90 millones de euros entre el sueco y el delantero español.

El jugador español está preocupado por el rol de segundón que ha adquirido esta temporada en el equipo, y más cuando el próximo verano se disputará la Eurocopa de Polonia y Ucrania. Ese síntoma ha llegado hasta la directiva azulgrana que no ha tenido más remedio que poner en el mercado a su futbolista.



Villa llegaba al club culé en el verano de 2010, tras la disputa del Mundial de Sudáfrica con la vitola de ser el delantero centro del equipo, pero poco a poco ha perdido protagonismo en la plantilla, hasta el punto de ver los partidos desde la grada y el banquillo. Los datos no mienten, y estos apuntan a que Villa ha comenzado la mitad de los encuentros desde el banquillo, algo que irrita al ‘Guaje’.

El asturiano firmó con la entidad culé hasta junio de 2014, pero su situación ha llegado a un punto en el que la mejor solución es su salida del equipo. El Barcelona le pondrá a la venta el próximo verano, a no ser que en este mercado invernal llegue una oferta mareante por sus servicios, algo casi descartado. Así, el probable destino del español será la Premier, donde a pesar de su sequía y mal momento de forma, sigue teniendo buen cartel, y equipos como Chelsea, Liverpool o Aston Villa le tiene en su agenda.

Los problemas crecen en Barcelona, y sobre todo para Pep Guardiola, que sigue desechando delanteros, con el gasto que esto conlleva para el equipo. 




Deja tu Comentario