2012-03-14 13:03 Real Madrid Por: Administrador

Los ruinosos negocios culés



El ojo que tiene en Barcelona para fichar lo tienen pocos. Henrique, Hleb o Chygrynskiy son un ejemplo. De estos ya se ha podido deshacer la entidad azulgrana, con claras pérdidas para su mermada economía, pero no pueden decir lo mismo de otro gran fiasco, Keirrison. El delantero brasileño llegó a Barcelona con una ‘supuesta’ gran proyección, pero tres años más tarde aún no ha debutado en partido oficial con la camiseta azulgrana, y en los próximos dos años tampoco lo hará, ya que ha sido cedido al Coritiba, equipo del que llegó a cambio de 15 millones de euros.

Benfica, Fiorentina, Santos y Cruzeiro han padecido al delantero brasileño, que en tres años ha disputado 42 partidos oficiales entre todos estos equipos, sumando tan solo 7 tantos, lo que demuestra que el amiguísimo de Guardiola, Txiki Beriguistain, no tuvo mucho ojo al lanzar sus redes sobre el ariete.



Keirrison llegó de la mano de Laporta y la empresa Traffic, con la que también llegó Henrique, el cual costó 16 millones de euros y anda cedido en el Internacional de Porto Alegre, acabando contrato en junio, lo que hará que se marche de la disciplina culé gratis. Así, estos ruinosos negocios ascienden a 36 millones de euros, todo un ejemplo el cual no seguir.


Deja tu Comentario