2014-02-01 14:02 FC Barcelona Por: Administrador

Luis Aragonés dejó huella en el Barça



Jacinto Pérez

La destitución de Terry Venables colocó a Luis Aragonés en el Barcelona en la temporada 1986/87. El técnico llegó al Camp Nou en una etapa dificil de la institución y poco a poco consiguió en una temporada ganarse el respeto del público blaugrana.



Una depresión obligó a Rexach a hacerse con los mandos de la nave blaugrana durante unas jornadas hasta que éste volvió con más fuerza al banquillo barcelonista. La temporada terminó con la consecución de la Copa del Rey, con un gol de Alexanko ante la Real Sociedad, algo impensable en la etapa que vivía la entidad y que supuso una alegría inmensa para un equipo que siempre fue apoyado por el entrenador, sobre todo en el famoso 'Motín del Hesperia'.

Los jugadores se rebelaron contra el presidente Núñez exigiendo su dimisión de manera pública. Luis Aragonés apoyó a sus futbolistas en todio momento y siempre estuvo de su lado. No se conoce a un sólo futbolista que haya estado a las órdenes del "Sabio de Hortaleza" que hable mal de él o que tenga malos recuerdos de su manera de trabajar.


Deja tu Comentario