2013-01-28 01:01 FC Barcelona Por: Administrador

Messi responde a Cristiano y el Barça avisa al Madrid (5-1)



Andrés Fernández, el portero que hoy ha defendido la meta de Osasuna en el Camo Nou, es uno de los guardametas que sigue el Barcelona para ofrecerle el puesto de Víctor Valdés. Andrés Fernández es un buen portero. En su día recibió el premio Zamora de Segunda División y este año está realizando una temporada extraordinaria. De hecho se presentó en el Camp Nou con su equipo metido en zona de descenso, pero con el orgullo de haber encajado 21 goles en 20 partidos, dos menos que el indiscutible líder, el FC Barcelona.

Sin embargo, el gozo de Andrés Fernández se ha ido al pozo al término de los 90 minutos de hoy. Se ha ido con una manita en el zurrón. Los 21 ya son 26 y ahora Valdés, que ha vuelto a encajar uno ante Osasuna, le supera, ya que ha recibido 24 goles. Dos menos que Fernández, que ha visto cómo su bestia negra, Leo Messi le ha marcado nada menos que 6 de los 26 goles que ha recibido.



Así se escribe la historia. El Madrid marca cuatro goles por la mañana, el Barça cinco por la tarde. Cristiano Ronaldo suma por la mañana un hat trick en su cuenta goleadora, Messi responde con un póker de goles, para bajarle los humos. 32 goles en 21 partidos. Inhumano. Hoy los ha marcado de todos los colores en lo que ha sido un aviso en toda regla al Real Madrid, que dentro de tres días recibe al Barça en el Bernabéu sin Casillas, sin Sergio Ramos y sin Pepe. Aunque Mourinho esté enamorado de Adán, no parece que sea el portero adecuado para plantarle cara al mejor futbolista de la historia y al mejor goleador que se ha visto en España, en Europa y en el mundo desde que el fútbol es fútbol.

El Barça ya dejó claro en Málaga el jueves que los dos tropiezos, ante el mismo Málaga y frente a la Real Sociedad, sólo fueron dos accidentes. Y hoy lo ha ratificado. Sin Iniesta, sin Cesc, sin Piqué y sin Alba. Y retirando a Xavi, Pedro y Busquets antes de hora para no forzarlos de cara al clásico. El Osasuna no ha ofrecido resistencia, ha marcado en la única ocasión que ha tenido y se ha limitado a perseguir el balón que le escondía el Barcelona, que ha jugado a ráfagas, apretando el acelerador cuando le ha convenido, y pisando el freno cuando ha hecho falta. El Barça se ha esforzado justo lo necesario. El Barça ha marcado cinco. Uno de penalti y otro, el de Pedro, que no debió subir al marcador por fuera de juego previo de Pedro. Un error arbitral tan grave como el que se ha visto en el Bernabéu en la falta previa de Sergio Ramos a un jugador del Getafe en el primer gol del Madrid.

Por los demás, buen recibimiento para víctor Valdés y extraordinario partido de David Villa. No ha marcado, pero ha trabajado mucho y con éxito sacrificando su lucimiento personal en beneficio del equipo. Hoy ha quedado claro que Messi también pueden marcar poker de goles cuando juega Villa. El Camp Nou esperaba de su equipo y de Messi una respuesta contundente a la goleada del Real Madrid y al hat trick de Cristiano Ronaldo. Como siempre, el Barça va un paso por delante. 15 puntos por delante del Real Madrid y 12 goles por delante de Cristiano. Es el nuevo orden del fútbol mundial. El orden en el que el Barça manda con paso firme.



 

 
//

Deja tu Comentario