2015-01-21 12:01 FC Barcelona Por: Administrador

Montoya pierde el pulso: nadie ha venido a por él



Joan Tubau

Martín Montoya no ha mejorado su posición en la plantilla del FC Barcelona desde que su representante Juan de Dios Carrasco lanzara hace un mes la bravata de que "las posibilidades de que Montoya deje el Barça en el mercado de invierno son del cien por cien".  El mercado de invierno está próximo a concluir y no se ha producido ningún movimiento en torno al futuro del jugador, pese a que sigue "sufriendo" su condición de suplente, siempre tapado por Dani Alves, el titular.



Montoya podría haber abandonado el FC Barcelona en los últimos días, de forma inmediata, si cualquiera de las ofertas que dice su representante que tiene por él hubiera depositado en la mesa de negociación los 20 millones de su cláusula de rescisión estipulados en la última renovación de contrato hace unos meses. Una cantidad que no es exagerada si tenemos en cuenta que la Juventus, el club que más se ha interesado por él, pagó este verano 22 millones por una promesa del Real Madrid, Álvaro Morata.

Lo cierto es que Montoya pretendía salir del Barcelona sin pagar lo que en su momento firmó como cláusula de escape. En esa situación, el Barcelona no podría hacer nada por retenerle. Sin embargo, estamos en lo de siempre con las negociaciones en las que el Barça está por medio. La Juve le ha pedido que consiga la libertad del Barça, ya que su entrenador no cuenta con él, y entonces sí, entonces le ofrece un contrato de primer nivel a él. De lo que se trata es de ahorrarse los 20 millones para el Barça.

Sin embargo, la directiva blaugrana debe hilar muy fino con todo lo relacionado con el futuro inmediato después de la sanción de un año sin fichajes que pesa sobre el club. La marcha se Montoya significaría automáticamente que el club se ve obligado a renovar a Dani Alves, algo que a día de hoy está muy lejos de concretarse debido a las altas exigencias económicas del lateral brasileño, que en el contrato que vence el próximo 30 de junio está cobrando once millones de euros. Nueve más que Montoya.



Lo cierto es que el Barça, aunque no apueste por Montoya en el presente, ve en él a un jugador de futuro. Montoya seguirá en el Barça, en contra de la opinión de su representante, a no ser que aparezca alguien dispuesto a pagar 20 millones por él. O todo o nada. Y va a ser que nada.

 

 


Deja tu Comentario