2012-01-21 12:01 FC Barcelona Por: Administrador

Motín a la vista en la Casa Blanca



Mourinho se reunió ayer con sus hombres para analizar el nuevo y estrepitoso fracaso cosechado ante el Barcelona. Según una información del diario El País, el técnico ya les dijo después del 1-3 en el clásico de Liga: “¿No queríais jugar al ataque? ¡Pues ahí lo tenéis!”. La información indica que Mourinho ve fantasmas por todas partes y que ha convertido a su cuerpo técnico en una agencia de detectives. Y Sport añade que "el luso ve fantasmas y es posible que de tanto buscarlos acaben por existir y se vuelvan contra él con un atisbo de motín". Hasta el propio Sergio Ramos se atreve a custionar en público a su entrenador: "Nosotros nos adaptamos a la filosofía de Mourinho. Unas veces sale bien y otras no. Hay veces que ha acertado con algún que otro cambio y otras no".

También, según la versión de El País, Mourinho ha responsabilizado a Casillas de encajar dos goles de cabeza a la salida de un corner e incluso amenazó con informar a la prensa sobre los nombres de los jugadores que llegaron de vacaciones bajos de forma: “Daré nombres a la prensa”. La situación está llegando a un límite irrespirable que puede acabar en un auténtico golpe de estado. El capitán, Casillas, es uno de los más afectados. Sport informa que los jugadores tragan porque saben que el técnico cuenta con la protección del presidente, pero ellos son los primeros que saben que el técnico portugués les conduce al abismo. Los jugadores ya dudan de los conocimientos tácticos de su entrenador y están hartos de que capitalice las glorias en su persona y reparta responsabilidades en los fracasos señalando a sus jugadores.



El diario El Pais abunda sobre el tema: "La división original de la plantilla, entre los representados por Jorge Mendes y el resto, no ayuda a cohesionar a un grupo que ahora cree mayoritariamente que con este cuerpo técnico el futuro será desagradable." Los vientos que ha sembrado Mourinho en el vestuario de su propio equipo pueden convertirse en tempestades. En los próximos días saldremos de dudas y podremos apreciar cómo afecta este conato de divorcio-rebelión en la diferencia de cinco puntos que todavía le saca el Madrid al Barcelona en la Liga.

 


Deja tu Comentario