2011-08-18 15:08 Real Madrid Por: Administrador

Mourinho, el centro de todas las críticas azulgranas



Es cierto que las formas utilizadas ayer en el rifirrafe con Tito Vilanova no fueron las mejores, pero la campaña de acoso y derribo a la que está sometido José Mourinho desde Barcelona está llegando a límites insospechados.

Parece que dentro del barça se han olvidado que ayer lograron conquistar la Supercopa de Europa, quizá porque saben que no merecieron ganar y que sólo la suerte evitó que cayeran goleados en el Santiago Bernabéu. Ahora, en vez de felicitarse por el título conseguido sólo han sabido criticar a Mourinho convirtiéndole en algo así como la personificación del Mal. Un miembro de la directiva culé le ha catalogado como una “lacra para el fútbol”, Piqué dice que está destrozando el fútbol, Xavi dice que la imagen del Madrid es patética...

 Ahora resulta que Mou es el culpable de todo. Puede que el portugués se equivocara ayer metiendo el dedo en el ojo de Vilanova, pero hay que recordar que fue el banquillo azulgrana quien provocó la tangana al saltar al terreno de juego en bloque sin dejar que Fernández Borbalán hiciese su trabajo. Pero claro, tan acostumbrados están a que los colegiados piten lo que ellos quieren que decidieron arbitrar ellos mismos el partido y perder así unos minutos de juego para asegurarse la victoria. Lo mejor que podrían hacer desde Barcelona es mirarse un poco el ombligo y evitar que jugadores como Dani Alves o Busquets se tirasen al suelo al mínimo contacto y después se levantasen como si no hubiese pasado nada, o evitar que jugadores como Piqué y Villa se pongan a empujar a diestro y siniestro aprovechando la tangana que el mismo banquillo azulgrana provocó.


Deja tu Comentario