2014-04-14 09:04 Real Madrid Por: Administrador

Neymar repartió valores del Barça en Granada



Carlos Muñiz

El grado de desquiciamiento que está viviendo el FC Barcelona lo representa a las mil maravillas Neymar, el supuesto crack que ha costado más que nadie y que en el campo, más que jugar, no tiene más obsesión que acaparar protagonismo con acciones antideportivas. En Granada Neymar dio un recital de "valores" mostrando la cara sucia del fútbol, la cara del cuentista que intenta engañar al árbitro simulando faltas, la cara sucia del futbolista que insulta al contraria, la cara sucia del futbolista que pega con mala intención y sin balón al rival, la cara sucia de quien no admite que es inferior al rival y lo paga lanzándole una botella de agua al cuarto árbitro.

Neymar, como el Barcelona, está desquiciado. Se supone que el Barça pagó casi 200 millones de euros por un futbolista, pero Neymar más parece un camorrista que un deportista. En Granada su exhibición de "valores" le dejó retratado. Esta vez no hubo penalti ni expulsión en el equipo rival, y cada vez empieza más claro que si no es contra diez este Barcelona no está capacitado para ganar.



 


Deja tu Comentario