2014-09-13 22:09 Real Madrid Por: Administrador

NI Cristiano Ronaldo consigue reactivar a este Madrid (1-2)



Sergio Marco

Este Real Madrid debe cambiar mucho si quiere aspirar a todos los títulos, como es su obligación. Hace apenas cuatro meses el Real Madrid se coronaba como el mejor equipo del continente, y del mundo, logrando La Décima. Europa caía rendida a sus pies y su juego causaba admiración. Un par de cambios, más o menos discutibles, no justifican la imagen que el equipo madridista está dando... con el mismo entrenador.



Carlo Ancelotti avisó en Anoeta que conocía los errores. Y prometió que lo de San Sebastián no iba a repetirse porque "esto va a cambiar... Y cambiará". Pero no ha cambiado. Dio a entender que habría revolución en su alineación. Apenas la entrada de Arbeloa por el lesionado Carvajal y la lógica de Cristiano Ronaldo una vez superada su lesión.

Cristiano ha jugado a la derecha y ha estado demasiado solo y vendido en las escasas ocasiones que le llegaba el balón. Benzema no ha estado y ha sido sustituido por Chicharito, que ha debutado, pero como si nadie se hubiera enterado. James Rodriguez sigue en deuda con la afición. Bale tuvo que ser sustituido. Kroos no es el motor que se esperaba de él. Y Casillas... Casillas, silbabo. Casillas, aplaudido.  Hoy el Bernabéi parecía más pendiente de silbar o de aplaudir a Casillas que de animar a su equipo en un partido que puede resultar decisivo si Ancelotti no endereza pronto el rumbo.

El Atlético no ha hecho nada del otro mundo. Trabajar, trabajar y trabajar. Alguna patada, alguna provocación y mucha entrega, muchas solidaridad y mucho trabajo en equipo. Marcó Thiago a la salida de un corner en un fallo tan imputable a Casillas como al resto de la defensa. Cristiano Ronaldo lo arregló empatando inmediatamente al transformar un penalti que él mismo provocó. Parecía que el Real Madrid iba a comerse al Atlético en los últimos compases de la primera mitad. Pero tras el descanso, el equipo blanco se ha contagiado del juego lento y cansino de los colchoneros y se ha amodorrado. Sólo ha despertado cuando Arda Turan ha logrado el 1-2. Pero entonces ya era tarde para reaccionar, porque el Atlético, muy ordenado, no se ha dejado sorprender.



El Atlético vuelve a llevarse el derbi del Bernabéu por segundo año consecutivo. El Barça se va a seis puntos y, lo que es peor, este Real Madrid no es reconocible. No es lo que se espera del campeón de Europa, del equipo ganador de La Décima.  Es cierto que se han ido Di María y Xabi Alonso, pero los que han llegado en su lugar no tienen nada que envidiarles. Y además está Chicharito. Este equipo tiene crédito, pero pide a gritos soluciones de urgencia. Estamos en septiembre y ya con la Liga cuesta arriba. No era lo que podía esperar de este equipo.

Hoy ha ganado el Atlético porque ha mostrado más sentido colectivo, más solidaridad, más idea de bloque y más capacidad de sacrificio. De todo eso le ha faltado mucho al Real Madrid, que ni ha jugado como bloque ni ha sabido rentabilizar sus individualidades, especialmente a Cristiano Ronaldo, muy solo y abandonado toda la noche en la banda derecha. 

Ancelotti dijo en Anoeta que el equipo iba a cambiar.  Es urgente. Ya no se puede permitir más fallos. Soluciones...¡ya!


Deja tu Comentario