2014-10-26 13:10 Real Madrid Por: Administrador

No hizo falta parar el partido. Messi no asustó y dio mucha pena



Sergio Marco

El clásico que nos ha dejado Leo Messi ha sido sencillamente patético. Tanto ruido con lo del famoso récord y a este paso, si no espabila, aún llegará por detrás Cristiano Ronaldo, con cuatro años de desventaja, y se lo arrebatará. Esta noche ha marcado Cristiano Ronaldo y Messi no. Y es que Messi hace tiempo que se ha retirado de la alta competición de los goleadores. Ahora ni marca ni gana. 



Se espera que saliera hoy al Bernabéu con hambre de goles para batir en el feudo blanco el récord de Zarra. El barcelonismo quería humillar así al madridismo. Pero lo que se vio fue a un jugador mediocre en otros tiempos calificado como crack, que ni se echó el equipo a la espalda ni aportó nada que justifique las ingentes cantidades de dinero que le paga su club. Cristiano marcó y colaboró de forma decisiva en la victoria del Real Madrid, que ya depende de sí mismo para ser campeón.

Evidentemente era un contrasentido obligar al Bernabéu a homenajear a un tipo que es incapaz de evitar el ridículo. Quién te ha visto y quién te ve, Leo Messi. ¡Qué pena!!


Deja tu Comentario