2015-12-21 16:12 Real Madrid Por: Administrador

Oído en el Bernabéu: "¿Nadie le va a parar los pies a Piqué?



El madridismo empieza a estar harto de poner la otra mejilla ante las constantes provocaciones de Gerard Piqué. Ni sabe perder, ni sabe ganar ni sabe lo que son los valores de la deportividad. Vive obsesionado con el Real Madrid y no desperdicia la más mínima ocasión para echar porquería contra el club blanco aprovechando cualquier victoria del Barça o derrota del Madrid. Y el madridismo se pregunta: ¿cuánto va a durar esto? Ayer pudo oirse en el vestuario madridista un lamento: "¿Nadie le va a parar los pies a Piqué?" Los jugadores, como los aficionados, también están hartos. Hartos y preocupados porque nadie hace nada para acabar con esta situación. Desde el club no hay respuesta, Benítez se inhibe, el capitán Ramos pasa palabra cuando le preguntan por el tema, Del Bosque contemporiza y le hace la pelota al jugador culé. Y el único que se atreve a darle de su propia medicina, Álvaro Arbeloa, es invitado a callar para no liarla más. Pero lo único que se consigue es que el jugador del Barça siga provocando sin obtener respuesta. Muchos echan de menos la etapa de Jose Mourinho, cuando nadie se atrevía a toser al Real Madrid porque todo el mundo sabía que se las tendría que ver con él. Falta en el club un portavoz con atribuciones para ensuciarse las manos y meterse en estos lodazales que dejen al margen a los demás. Lo que más triste resulta es que tenga que ser Granero, desde fuera del club, quien intervenga para defender a Arbeloa. A los jugadores del Real Madrid les encantaría que alguien pusiera en su sitio a su compañero (?) del Barça sin necesidad de tener que ponerse ellos a su altura.

Deja tu Comentario