2012-01-20 13:01 FC Barcelona Por: Administrador

"¡Ojalá se estrelle el avión del Barça!"



La impotencia empieza a apoderarse del madridismo. El mejor Madrid de la historia, el de los goles, el de los récords, no puede con el mejor equipo de la historia. Para eso fichó Florentino Pérez a Jose Mourinho, para acabar con esa frustración que embarga a los aficionados madridistas. Sin embargo, ni siquiera The Special One es capaz de reconducir la situación, y el madridismo militante empieza a desesperarse. Ya no le queda el recurso del teatro y otras bobadas que se inventó el aparato de propaganda blanco para justificar las miserias del equipo madridista. Ahora ya es todo claro y diáfano: el Barça es simplemente superior y no hay nada que hacer.

Quizá por eso, por el sentimiento de rabia y frustración, un aficionado madridista encuestado por TV3 al finalizar el último clásico abandonaba el Santiago Bernabéu gritando a quien quisiera escucharle: "¡Ojalá se estrelle el avión del Barça!". El periodista le ofrece la oportunidad de matizar sus palabras y contesta muy decidido: "Que se estrelle, es que os odio, odio a los culés". Es el resultado a año y medio de trabajo de Jose Mourinho. Es el resultado de la impotencia. Al Madrid ya no le queda otro recurso para ganar títulos que esperar a que se estrelle el balón del Barça, porque está visto que la solución Pepe funciona.



Así está el patio.


Deja tu Comentario