2015-11-22 19:11 Real Madrid Por: Administrador

Piqué tenía previsto sacar la manita si marcaba en el Bernabéu



Con el 0-4 en el marcador, sorprendió ver a Gerard Piqué lanzándose al ataque con furia en busca del quinto gol como si el Barça estuviera perdiendo y fuera necesario anotar un nuevo gol. Piqué se sumó al ataque con insistencia en los últimos minutos buscando el gol de la "manita" y lo tuvo muy cerca en dos ocasiones, especialmente en un pase de la muerte de Neymar que Munir le quitó de los pies, lo que le llevó a enfadarse en el campo con el canterano, aunque luego hicieron las paces en el vestuario. Piqué quería marcar el quinto para dirigirse al grupito reducido de seguidores barcelonistas que no cesaron de animar en todo el partido desde la tercera gradería del Bernabéu. Su intención era señalarles con el gesto de la manita, tal y como ya hizo en el Camp Nou cuando el Barça de Guardiola le atizó un 5-0 al Real Madrid de Mourinho. Esa era la respuesta que tenía preparada Piqué a los continuos silbidos e insultos que recibió de la afición madridista. Se quedó con las ganas de la manita, pero tampoco puede quejarse con el 0-4 en el que él tuvo mucha parte de responsabilidad frenando a los delanteros madridistas.

Deja tu Comentario