2011-12-04 14:12 Real Madrid Por: Administrador

Primera derrota en casa del Castilla



El equipo asturiano salió al césped de Valdebebas con las ideas muy claras. Mediante un juego agresivo de presión, los de Pacheta asfixiaron a la creación de juego madridista, de forma que ni Mandi ni Álex Fernández terminaban de encontrarse a gusto sobre el terreno de juego. Por si esto fuera poco, el Oviedo se adelantaba en el marcador a los cinco minutos gracias a una gran jugada colectiva que culminaba Óscar Martínez.

El tanto supuso un jarro de agua fría para los de Alberto Toril, poco acostumbrados a empezar perdiendo un partido en su propio estadio. Sin embargo, el dominio continuó siendo alterno, de manera que el balón rondaba las dos áreas y el Oviedo seguía creando mucho peligro gracias al buen partido de Matar Diop. Mientras tanto, el Castilla se lo tomaba con calma y llegaba a la portería rival con cierta timidez, pero sin encontrar la manera de romper la telaraña del Oviedo.



Pero cuando todo parecía estar abocado a llegar al descanso con derrota por la mínima, apareció Xavi Moré por la banda derecha para darle un pase de la muerte a su compañero Rubiato. El 0-2 llegaba en un momento psicológico para el Castilla, que tenían que conjurarse en el descanso para lograr una remontada que se antojaba épica. Así, el Castilla salió al campo con ánimos renovados, mientras los asturianos bajaban claramente el ritmo respecto a los primeros cuarenta y cinco minutos.

Morata, Joselu, Álex o Casado acumulaban ocasiones claras en la reanudación, pero fue Manu Busto el que sentenció el partido en uno de los pocos acercamientos que tuvo el Oviedo en la segunda parte. Un impresionante testarazo del delantero le sirvió para ponerse 0-3, enterrando las aspiraciones de remontada de los locales. Aún así, el Castilla dio un último arreón gracias a un tanto de Merchán a falta de veinte minutos, pero la injusta expulsión de Casado por un choque involuntario con Lledó acabó por cerrar un encuentro para olvidar del filial madridista. Ahora, el equipo queda a expensas de lo que haga el Lugo en Vallecas en la tarde de este domingo, porque en caso de ganar los gallegos, el equipo de Toril perdería el liderato.




Deja tu Comentario