2015-11-15 16:11 FC Barcelona Por: Administrador

Qatar salpica al Barça por el terrorismo yihadista



El Estado Islámico, que está detrás del terrorismo yihadista, tiene su origen en 2010 en Irak, como escision del grupo Al Qaeda. Su líder, AbuBakr, era considerado entonces para el grupo terrorista como demasiado extremista. Desde entonces el Estado Islámico ha estado detrás de diferentes golpes terroristas que se han producido e el mundo. Y para  la comunidad internacional ya no supone ninguna novedad que detrás de la financiación de sus actividades se esconde el gobierno de Qatar.

Y de la misma manera que el mundo mira a Qatar preguntando por qué, también el FC Barcelona sale salpicado del asunto por portar en su camista el nombre de un sponsor, Qatar Aieways, vinculado directamente al país que gobierna el emir Tamin bin Hamad al-Zani, cuya fortuna quintuplica a la de la reina de Inglaterra. Sabido es que el régimen de Qatar no se caracteriza precisamente por su vocación democrática y por la igualdad entre mujeres y hombres. Qatar tiene dos millones de habitantes de los que apenas 250.000 son de origen qatarí. 



En Barcelona las voces contra Qatar como sponsor del Barça se han hecho oír en los últimos años. Una encuesta reciente entre los aficionados barcelonistas describía la negociacion del sponsor qatarí como uno de los untos oscuros de la gestión Bartomeu. Y en el balance resultaba que más de la mitad de los socios estaba en contra de mantener a este patrocinador vinculado a la camiseta del Barça. Agusti Benedito, uno de los candidatos a la presidencia blaugrana, llegó a decir que "toda la comunidad internacional reconoce los enlaces de Qatar con la financiación del Estado Islámico. Más allá de la vulneración de los derechos laborales y básicos de su propia población, fundamentalmente destaca por esa acusación, nunca desmentida, de que son fondos qataríes los que están detrás del terrorismo yihadista. Qatar debe estar bien lejos del Barça". Era lo que opinaba Benedito durante las elecciones. Y el tema, tristemente, vuelve a estar de actualidad después de los atentados de París. Qatar patrocin al Barça, ha entrado en el accionariado de El Corte Inglés, posee el hotel Vela de Barcelona y una marina de yates de recreo en Tarragona, entre otras inversiones en Cataluña y España.

El Estado Islámico, causante de los atentados de París, es una organización"yihadista", partidaria de la violencia y la radicalización de los principios que rigen al grupo dentro de la guerra santa en la que están sumidos en defensa del Islam. En Público podía leerse que "en Siria, Qatar financia y arma directamente a grupos violentos islamistas como Ahrar al Sham, los Hombres Libres de Siria, una organización clave en la revuelta contra el régimen del presidente Bashar al Assad".

Aunque el emir de Qatar jamás haya admitido estas acusaciones, lo cierto es que una vez más le relación del FC Barcelona con Qatar le juega una mala ipasada a su imagen y a su prestigio. A estas alturas a Bartomeu se le va a hacer difiícil explicar a los seguidores del Barça que su sponsor, tal y como se había garatizado, responde a loa valores que adornan al club. Y cada vez parece más claro que la relación del Barça con Qatar toca a su fin. El problema es ahora encontrar a alguien dipuesto a pagar lo que los qatarís habían prometido.



 

 

Deja tu Comentario