2015-06-17 17:06 Real Madrid Por: Administrador

Ramos ya sabe que Florentino no va a ceder a su presión



Sergio Marco

A Florentino Pérez no le gustan las formas que emplea Sergio Ramos para reclamar más dinero cuando todavia le quedan dos años de contrato por cumplir, un contrato que firmó libremente sin una pistola en el pecho que le obligara a aceptarlo. Entonces, cuando firmó, era el hombre más feliz del mundo. Ahora quiere más. Y Florentino Pérez entiende que la presión que él y su hermano René están ejerciendo no es de recibo después del trato exquisito que el club siempre ha tenido hacia él.



A Florentino Pérez no le gustan las formas. No entiende a dónde quiere ir a parar la otra parte filtrando ofertas por Ramos de las que el club no tiene ningún conocimiento. Tampoco bendice otro tipo de filtraciones a la prensa, en ocasiones inexactas, publicitando las fichas de la plantilla para que Sergio Ramos quede como una víctima ante la opinión pública por "lo poco que cobra". Tampoco le gustan las amenazas, como la que recientemente pronunció René Ramos afirmando que "de momento Sergio Ramos sigue siendo jugador del Real Madrid". Pero mucho menos le gusta a Florentino Pérez la cantidad que exige el jugador para plasmar en su nuevo contrato: 50 millones netos por cinco temporadas, que al club le supondría una cantidad que supera los 100 millones.

Ramos pretende empezar a cobrar sus 10 millones netos por temporada este mismo año, a pesar de que la próxima y la siguiente temporada se incluyen en el contrato anterior. Y Florentino no va a variar sus costumbres, que pasan por solucionar el futuro de sus jugadores cuando entran en el penúltimo año de sus contratos. Es decir, que a lo largo de la temporada el Madrid empezará a tomarse en serio un tema que ha empezado muy mal, porque al presidente no le gustan las exigencias.

Lo único que es seguro es que el Real Madrid no le va a dar a Sergio Ramos lo que pide. Otra cosa es que de la negociación salga una cantidad que satisfaga a ambas partes.

Deja tu Comentario