2016-05-05 18:05 Real Madrid Por: Administrador

Real Madrid y Atlético, indignados con la UEFA



Real Madrid y Atlético de Madrid revivirán la final de hace dos años en Lisboa, cuna de la Décima Copa de Europa de los madridistas. El euro derbi vuelve a la Champions y espera ser igual de apasionante que en 2014. Para lograr que se asemeje a lo que pasó antaño, el estadio que albergará el partido debería presentar el mismo colorido por parte de los aficionados, pero parece ser que la UEFA está empeñada en que no se repita. El reparto de entradas por parte del máximo organismo del fútbol europeo indigna tanto a merengues como a colchoneros. San Siro cuenta con una capacidad para 80.000 espectadores.

Pues bien, la UEFA pretende ceder sólo 18.000 entradas a cada equipo y quedarse 44.000 para uso propio. Vamos, una tomadura de pelo por la que la Federación Española de Fútbol ya se ha puesto manos a la obra para evitar esta situación. Ángel María Villar presionará para que cada club tenga a su disposición 30.000 entradas para que sus aficionados disfruten. La polémica está servida y demuestra que algunas decisiones de la UEFA son de auténtico chiste. Por ejemplo, en la final entre los mismos equipos que se celebró en Lisboa, el organismo entregó 18.000 entradas para cada equipo pese a que el aforo del estadio Da Luz es inferior en 20.000 localidades al de San Siro. Los únicos damnificados, como casi siempre, los aficionados.



La UEFA pone precio a las entradas

Y por si no hubiese bastante jaleo con el repartimiento, la UEFA siembra más polémica con el precio de las entradas. La más barata vale 70 euros y la más cara 440. Cantidades totalmente fuera de mercado. Además, los hoteles de Milán se han encarecido un 500% en las últimas horas, y siguen subiendo. En manos de Villar quedan ahora los seguidores del Madrid y del Atlético para que solucione el tema de las entradas abusivas y su repartimiento.


Deja tu Comentario