2013-02-21 18:02 FC Barcelona Por: Administrador

Record desenmascaró hace tiempo a Cristiano Ronaldo



Ahora resulta que Messi es también el toro que mató a Manolete. De la noche a la mañana se ha convertido en el tipo más perrverso de la humanidad. Es tan malo, tan malo que hasta maltrata a los niños. Al menos eso es lo que se pretende que quede de la campaña organizada contra él. Curiosamente, anécdotas como esta del autógrafo (en Granada al mismo niño Cristiano le firmó un autógrafo y Messi no), hace tiempo que las viene protagonizando el aspirante eterno a Balón de Oro. Sin ir más lejos, dedicado a los que están en plena campaña de lavado de imagen de la vedette portuguesa, un ejemplo.

Sucedió el 30 de mayo de 2012. Esta vez no fue A Bola, sino la competencia, el diario Record, quien se encargó de dar a conocer al mundo el tipo de persona que es el "angelito" que atiende por Cristiano Ronaldo:



El diario portugués Record ha publicado una carta al director que ha escrito un padre indignado porque el delantero del Real Madrid Cristiano Ronaldo no quiso firmarle un autógrafo a una niña de 10 años porque llevaba puesta una camiseta del Barça.

El hecho ocurrió en un entrenamiento de la selección portuguesa que se encuentra concentrada preparando la Eurocopa.

La carta dice lo siguiente:

"Buenos días,

Me gustaría poder mirar a los ojos a Cristiano Ronaldo y decirle que ha perdido un fan, por insignificante que parezca.

Paso a explicar lo sucedido. Hoy mi hija de 10 años tenía entrenamiento de fútbol, pero como la selección de Portugal se encuentra preparándose en las mismas instalaciones el entrenamiento de ella al final se ha suspendido. Como ella sabía que yo no llegaría a recogerla hasta las 20.00 horas, ha aprovechado para acercarse con sus compañeros para ver de cerca a sus ídolos.

Cuando llegué a buscarla, no encontré a la niña alegre y divertida que me esperaba sino que estaba triste y abatida. Cuando le pregunté que le pasaba simplemente se encogió de hombros y me dijo ‘Cristiano no ha querido firmarme un autógrafo porque llevaba la camiseta del Barça’.

Yo no supe que decirle. La camiseta se la había puesto para ir entrenar y la habíamos comprado de recuerdo en un viaje a Barcelona. Si el viaje hubiese sido a Madrid, es evidente que la camiseta que hubiera llevado sería otra.

Mi dolor fue ver la decepción en los ojos de mi hija y tener que explicarle a una niña de 10 años por que un miembro de la selección nacional, a la que ha ido a animar y apoyar a todos los entrenamientos durante dos semanas, le dio la espalda.

Mi dolor es ver la decepción en los ojos de mi hija y tratar de explicar a un niño de 10 años por un miembro del equipo nacional, que pasó las últimas dos semanas para apoyar, con entusiasmo todos los testigos de la práctica, se dio la vuelta.

Explíquenmelo ustedes porque yo soy incapaz de entenderlo.

Ustedes que conviven diariamente con este mundo de la selección quizá conozcan alguna historia similar o alguna explicación que me haga entenderlo, justificarlo, e incluso perdonar este tipo de comportamientos.

Necesitaba contarlo, muchas gracias por escucharme."









Deja tu Comentario