2016-05-08 18:05 FC Barcelona Por: Administrador

¡Robo al Valencia! El Real Madrid necesitó jugar contra diez



Fernández Borbalán, el árbitro designado por la Federación para arreglar lo de la Liga peligrosamente preparada para que la gane el Real Madrid, estuvo a la altura de lo que se esperaba de él arbitrando en contra del Valencia y descaradamente a favor del Real Madrid. Dio validez a un gol de Benzema que no debió haber subido al marcador por fuera de juego y dejó al Valencia desactivado con diez jugadores para que el Real Madrid no se despidiera de la Liga BBVA en la penúltima jornada. En Valencia hablan de robo descarado. Si ese gol de Benzema no hubiera subido al marcador, en este momento el Barça ya sería campeón y no habría que esperar a la última jornada para confirmar su aplastante superioridad en esta Liga de principio a fin. Pero Simeone tenía razón cuando en agosto dijo que "esta Liga está peligrosamente preparada para que la gane el Real Madrid". Sin embargo, ni siquiera la preparación a conciencia ha sido suficiente para superar a un Barça que, incluso luchando contra las adversidades y los elementos, ha demostrado ser el mejor a pesar de todos los pesares.

Pobre imagen del Real Madrid como aspirante a la Liga

Suerte ha tenido hoy un Real Madrid flojo, flojísimo, de las paradas de su portero Casilla, de los goles de Cristiano Ronaldo y del pressing del colegiado Fernández Borbalán al Valencia, que ha dejado al equipo ché con diez cuando se mascaba el empate en el marcador. El gol ilegal de Benzema ha dictado sentencia, el Real Madrid ha ganado poir 3-2 y la farsa de esta Liga bendecida por las alturas para que la gane el Real Madrid se prolongará una jornada más. Quien más quien menos puede esperar alguna sorpresita de la Federación en Granada. El Valencia pudo ganar en el Camp Nou. Nada ni nadie se lo impidió. El Valencia no pudo ganar en el Bernabéu. Un árbitro se propuso evitarlo y lo evitó.  El Real Madrid acabó pidiendo la hora en un partido que tenía que servirle para meterle miedo al Barça. En eso se ha convertido el Real Madrid.

Deja tu Comentario