2016-01-19 22:01 Real Madrid Por: Administrador

¡Sácame de aquí! La llamada desesperada de James a su agente Jorge Mendes



La situación de James Rodríguez en el Real Madrid empieza a adquirir tintes dramáticos. El hecho de que hasta en su propio país la prensa se le haya vuelto en contra tiene a la estrella colombiana descentrada, hasta el punto de que ya le ha comentado a su agente, Jorge Mendes, que le busque equipo. La temporada ya empezó mal para James con su tardía incorporación a los entrenamientos a causa de la Copa América mientras otros compañeros en situación parecida adelantaban su regreso. Luego, problemas de entendimiento con Benítez. Problemas con la báscula. Problemas de actitud. Problemas extradeportivos relacionados con su vida privada y también problemas económicos. Todo son problemas para James a pesar de que parecía que con el cambio de entrenador su vida iba a dar un giro de 180 grados. James ha perdido la titularidad y le va a costar recuperarla porque para Zidane está en juego su credibilidad ante toda su plantilla. No puede ceder ante los desplantes de un jugador al que manda calentar, ni permitir que esté por encima de su peso, ni que sus salidas nocturnas puedan afectar a su rendimiento. Para acabarlo de arreglar, la lluvia de conflictos que han coincidido de golpe en su vida llega justo cuando se aprestaba a negociar un nuevo contrato que debería equipararle con jugadores como Benzema o Sergio Ramos, que cobran el doble de lo que él percibe (4,5 millones anuales). El ambiente a su alrededor está muy enrarecido y James lleva muy mal la pérdida de la titularidad en el Real Madrid. Y peor ser el centro de atención de todos los comentarios. Incluso en su país la prensa se ha puesto en su contra. Se entiende que James se haya planteado un cambio de aires que le permita respirar y volver a ser el que fue. Jorge Mendes le ha pedido paciencia y le ha invitado a trabajar para revertir la situación, pero James no descarta una salida del Real Madrid. Sabe que podría volver a la liga francesa para enrolarse en el PSG, que ya ha mostrado su interés por él. Las próximas fechas van a ser decisivas. Zidane espera una reacción de James que podría devolverle la titularidad. De no producirse, Isco seguirá en el once inicial y James verá los partidos desde el banquillo. Lo que más duele al madridismo, que tiene en James a un auténtico ídolo, es que el problema no era Benítez. El problema era él y sólo de él depende que deje de serlo. El más decepcionado por la situación es el presidente Florentino Pérez, el admirador número uno de su juego.

Deja tu Comentario