2013-07-03 16:07 FC Barcelona Por: Administrador

Sandro Rosell podría sentarse en el banquillo de los acusados



La empresa MCM Group, impulsor de la plataforma empresarial MCM-La Masia, creada para la explotación publicitaria de la nueva Masia del FC Barcelona, se plantea emprender acciones legales contra el presidente barcelonista, Sandro Rosell, y el director general del club, Antoni Rossich, por "incumplimiento del contrato firmado y perjuicio económico". Según informa MCM en un comunicado, la empresa firmó un contrato con el Barcelona, el 17 de junio de 2010, para repartir el 50 por ciento de los beneficios de explotación de la fachada de La Masia entre el club y MCM, un negocio que podría suponer unos ingresos de 72 millones de euros anuales. Este contrato, según MCM, fue "adecuado a conveniencia de la nueva junta directiva del Barcelona, ya que había sido suscrito en primera instancia por el equipo directivo de Joan Laporta" y supuso la recuperación de una parcela a precio de coste y "permitir al presidente Rosell cumplir con una promesa electoral". El presidente de la plataforma MCM-La Masia, Antonio García- Valdecasas, considera que "la posición del Barcelona en este asunto está erosionando gravemente los intereses empresariales de MCM. Acaban de poner en jaque la comercialización del tercer año de contrato y no despejan cualquier atisbo de duda que se nos pudiera plantear respecto a su voluntad de cumplir con lo pactado", asegura García-Valdecasas. Poco interés MCM considera que la junta directiva del Barcelona "nunca ha estado interesada en la explotación publicitaria conjunta de las fachadas de La Masia, tampoco en cumplir el contrato perfeccionado, y los pasos que han dado en este sentido, únicamente han consistido en 'marear la perdiz'". El 18 de julio el club barcelonista emitió un comunicado en el que aseguraba que la entidad azulgrana es "completamente ajena a cualquier plataforma empresarial que MCM pueda constituir, pese a que la misma esté relacionada con la explotación de este soporte publicitario". También el Barça recordó que es ajeno a cualquier acuerdo que, basándose en esta plataforma empresarial, MCM haya podido firmar con terceros, refiriéndose al acuerdo alcanzado con el Banco Santander y PIMEC,la patronal de pequeñas y medianas empresas de Catalunya.

El Grupo Mcm podría denunciar a Sandro Rosell por incumplimiento de contrato,Catalunya, expansion.com

Pedro Riaño

Un comunicado de MCM recuerda el contrato firmado con el FC Barcelona el pasado 17 de junio de 2010 según el cual la empresa y el club se repartirían el 50 por ciento de los beneficios de explotación de la fachada de La Masia. Estamos hablando de un negocio estimado de 72 millones anuales. El acuerdo se produjo con la anterior junta presidida por Joan Laporta y fue ratificado por Sandro Rosell.



Antonio García-Valdecasas, presidente de MCM-La Masía, sostiene que su empresa renunció a unos breneficios potenciales como promotor recuperando una parcela a precio de coste para que Rosell pudiera cumplir su promesa electoral. Era el primer paso para acceder al objetivo final, que no era otro que la explotación publicitaria de la fachada del Camp Nou.

La empresa se queja del nulo interés mostrado por la directiva de Sandro Rosell de poner en marcha esta nueva fuente de ingresos para el club cuando ya se han cumplido tres años de la firma del acuerdo. La empresa se siente perjudicada en sus intereses y entiende que se ha producido un incumplimiento de contrato. El comunicado sostiene que la junta de Rosell "nunca ha estado interesada en la explotación publicitaria conjunta de las fachadas de La Masia, tampoco en cumplir el contrato perfeccionado, y los pasos que han dado en este sentido, únicamente han consistido en 'marear la perdiz'". Hace unas semanas la junta de Rosell se desmarcaba de MCM informando en un comunicado que el club es "completamente ajeno a cualquier plataforma empresarial que MCM pueda constituir, pese a que la misma esté relacionada con la explotación de este soporte publicitario". Y se mantiene al margen de los progresos realizados por MCM firmando acuerdos con diversos clientes interesados en publicitarse en las fachadas del FC Barcelona.

El blog La Transparencia de Sandro Rosell cuestionó hace unos meses las relaciones entre la empresa MCM y Sandro Rosell, dándose la circunstancia de que personas vinculadas a MCM a la vez guardaban relación con diversas empresas del presidente blaugrana. Lo que entonces era una sociedad bien avenida, ha acabado rompiéndose en perjuicio del FC Barcelona, que renuncia así a una fuente de ingresos muy importante.




 

La empresa MCM Group, impulsor de la plataforma empresarial MCM-La Masia, creada para la explotación publicitaria de la nueva Masia del FC Barcelona, se plantea emprender acciones legales contra el presidente barcelonista, Sandro Rosell, y el director general del club, Antoni Rossich, por "incumplimiento del contrato firmado y perjuicio económico". Según informa MCM en un comunicado, la empresa firmó un contrato con el Barcelona, el 17 de junio de 2010, para repartir el 50 por ciento de los beneficios de explotación de la fachada de La Masia entre el club y MCM, un negocio que podría suponer unos ingresos de 72 millones de euros anuales. Este contrato, según MCM, fue "adecuado a conveniencia de la nueva junta directiva del Barcelona, ya que había sido suscrito en primera instancia por el equipo directivo de Joan Laporta" y supuso la recuperación de una parcela a precio de coste y "permitir al presidente Rosell cumplir con una promesa electoral". El presidente de la plataforma MCM-La Masia, Antonio García- Valdecasas, considera que "la posición del Barcelona en este asunto está erosionando gravemente los intereses empresariales de MCM. Acaban de poner en jaque la comercialización del tercer año de contrato y no despejan cualquier atisbo de duda que se nos pudiera plantear respecto a su voluntad de cumplir con lo pactado", asegura García-Valdecasas. Poco interés MCM considera que la junta directiva del Barcelona "nunca ha estado interesada en la explotación publicitaria conjunta de las fachadas de La Masia, tampoco en cumplir el contrato perfeccionado, y los pasos que han dado en este sentido, únicamente han consistido en 'marear la perdiz'". El 18 de julio el club barcelonista emitió un comunicado en el que aseguraba que la entidad azulgrana es "completamente ajena a cualquier plataforma empresarial que MCM pueda constituir, pese a que la misma esté relacionada con la explotación de este soporte publicitario". También el Barça recordó que es ajeno a cualquier acuerdo que, basándose en esta plataforma empresarial, MCM haya podido firmar con terceros, refiriéndose al acuerdo alcanzado con el Banco Santander y PIMEC,la patronal de pequeñas y medianas empresas de Catalunya.

El Grupo Mcm podría denunciar a Sandro Rosell por incumplimiento de contrato,Catalunya, expansion.com
La empresa MCM Group, impulsor de la plataforma empresarial MCM-La Masia, creada para la explotación publicitaria de la nueva Masia del FC Barcelona, se plantea emprender acciones legales contra el presidente barcelonista, Sandro Rosell, y el director general del club, Antoni Rossich, por "incumplimiento del contrato firmado y perjuicio económico". Según informa MCM en un comunicado, la empresa firmó un contrato con el Barcelona, el 17 de junio de 2010, para repartir el 50 por ciento de los beneficios de explotación de la fachada de La Masia entre el club y MCM, un negocio que podría suponer unos ingresos de 72 millones de euros anuales. Este contrato, según MCM, fue "adecuado a conveniencia de la nueva junta directiva del Barcelona, ya que había sido suscrito en primera instancia por el equipo directivo de Joan Laporta" y supuso la recuperación de una parcela a precio de coste y "permitir al presidente Rosell cumplir con una promesa electoral". El presidente de la plataforma MCM-La Masia, Antonio García- Valdecasas, considera que "la posición del Barcelona en este asunto está erosionando gravemente los intereses empresariales de MCM. Acaban de poner en jaque la comercialización del tercer año de contrato y no despejan cualquier atisbo de duda que se nos pudiera plantear respecto a su voluntad de cumplir con lo pactado", asegura García-Valdecasas. Poco interés MCM considera que la junta directiva del Barcelona "nunca ha estado interesada en la explotación publicitaria conjunta de las fachadas de La Masia, tampoco en cumplir el contrato perfeccionado, y los pasos que han dado en este sentido, únicamente han consistido en 'marear la perdiz'". El 18 de julio el club barcelonista emitió un comunicado en el que aseguraba que la entidad azulgrana es "completamente ajena a cualquier plataforma empresarial que MCM pueda constituir, pese a que la misma esté relacionada con la explotación de este soporte publicitario". También el Barça recordó que es ajeno a cualquier acuerdo que, basándose en esta plataforma empresarial, MCM haya podido firmar con terceros, refiriéndose al acuerdo alcanzado con el Banco Santander y PIMEC,la patronal de pequeñas y medianas empresas de Catalunya.

El Grupo Mcm podría denunciar a Sandro Rosell por incumplimiento de contrato,Catalunya, expansion.comee
La empresa MCM Group, impulsor de la plataforma empresarial MCM-La Masia, creada para la explotación publicitaria de la nueva Masia del FC Barcelona, se plantea emprender acciones legales contra el presidente barcelonista, Sandro Rosell, y el director general del club, Antoni Rossich, por "incumplimiento del contrato firmado y perjuicio económico". Según informa MCM en un comunicado, la empresa firmó un contrato con el Barcelona, el 17 de junio de 2010, para repartir el 50 por ciento de los beneficios de explotación de la fachada de La Masia entre el club y MCM, un negocio que podría suponer unos ingresos de 72 millones de euros anuales. Este contrato, según MCM, fue "adecuado a conveniencia de la nueva junta directiva del Barcelona, ya que había sido suscrito en primera instancia por el equipo directivo de Joan Laporta" y supuso la recuperación de una parcela a precio de coste y "permitir al presidente Rosell cumplir con una promesa electoral". El presidente de la plataforma MCM-La Masia, Antonio García- Valdecasas, considera que "la posición del Barcelona en este asunto está erosionando gravemente los intereses empresariales de MCM. Acaban de poner en jaque la comercialización del tercer año de contrato y no despejan cualquier atisbo de duda que se nos pudiera plantear respecto a su voluntad de cumplir con lo pactado", asegura García-Valdecasas. Poco interés MCM considera que la junta directiva del Barcelona "nunca ha estado interesada en la explotación publicitaria conjunta de las fachadas de La Masia, tampoco en cumplir el contrato perfeccionado, y los pasos que han dado en este sentido, únicamente han consistido en 'marear la perdiz'". El 18 de julio el club barcelonista emitió un comunicado en el que aseguraba que la entidad azulgrana es "completamente ajena a cualquier plataforma empresarial que MCM pueda constituir, pese a que la misma esté relacionada con la explotación de este soporte publicitario". También el Barça recordó que es ajeno a cualquier acuerdo que, basándose en esta plataforma empresarial, MCM haya podido firmar con terceros, refiriéndose al acuerdo alcanzado con el Banco Santander y PIMEC,la patronal de pequeñas y medianas empresas de Catalunya.

El Grupo Mcm podría denunciar a Sandro Rosell por incumplimiento de contrato,Catalunya, expansion.com
La empresa MCM Group, impulsor de la plataforma empresarial MCM-La Masia, creada para la explotación publicitaria de la nueva Masia del FC Barcelona, se plantea emprender acciones legales contra el presidente barcelonista, Sandro Rosell, y el director general del club, Antoni Rossich, por "incumplimiento del contrato firmado y perjuicio económico". Según informa MCM en un comunicado, la empresa firmó un contrato con el Barcelona, el 17 de junio de 2010, para repartir el 50 por ciento de los beneficios de explotación de la fachada de La Masia entre el club y MCM, un negocio que podría suponer unos ingresos de 72 millones de euros anuales. Este contrato, según MCM, fue "adecuado a conveniencia de la nueva junta directiva del Barcelona, ya que había sido suscrito en primera instancia por el equipo directivo de Joan Laporta" y supuso la recuperación de una parcela a precio de coste y "permitir al presidente Rosell cumplir con una promesa electoral". El presidente de la plataforma MCM-La Masia, Antonio García- Valdecasas, considera que "la posición del Barcelona en este asunto está erosionando gravemente los intereses empresariales de MCM. Acaban de poner en jaque la comercialización del tercer año de contrato y no despejan cualquier atisbo de duda que se nos pudiera plantear respecto a su voluntad de cumplir con lo pactado", asegura García-Valdecasas. Poco interés MCM considera que la junta directiva del Barcelona "nunca ha estado interesada en la explotación publicitaria conjunta de las fachadas de La Masia, tampoco en cumplir el contrato perfeccionado, y los pasos que han dado en este sentido, únicamente han consistido en 'marear la perdiz'". El 18 de julio el club barcelonista emitió un comunicado en el que aseguraba que la entidad azulgrana es "completamente ajena a cualquier plataforma empresarial que MCM pueda constituir, pese a que la misma esté relacionada con la explotación de este soporte publicitario". También el Barça recordó que es ajeno a cualquier acuerdo que, basándose en esta plataforma empresarial, MCM haya podido firmar con terceros, refiriéndose al acuerdo alcanzado con el Banco Santander y PIMEC,la patronal de pequeñas y medianas empresas de Catalunya.

El Grupo Mcm podría denunciar a Sandro Rosell por incumplimiento de contrato,Catalunya, expansion.com

Deja tu Comentario