2016-12-12 16:12 FC Barcelona Por: Administrador

Sergio Ramos no sería nada si no tuviera a alguien que le haga de mamporrero



Fede Peris Lo denunciamos después del clásico, lo volvimos a denunciar después del gol de Sergio Ramos en la prolongación del partido que enfrentó el sábado al Real Madrid con el Deportivo en el Bernabéu y que acabó con triunfo blanco a pesar de que en el minuto 84 vencía el Deportivo por 1-2. Ahora ya hasta los medios de la capital han caído en la cuenta de que en los goles desesperados de Sergio Ramos hay algo más que calidad y suerte: la colaboración imprescindible de alguien que limpie el terreno tirando de marrullería. Y ese ese Lucas Vázquez, a quien habría que darle como mínimo la autoría de medio gol en cada diana de Sergio Ramos. Sus malas artes tienen premio.

Ecodiario ha caído en la cuenta de que "esta temporada, de los cuatro goles que ha marcado en jugada a balón parado, Ramos ha logrado tres gracias a estos bloqueos".  En Madrid lo llaman "bloqueos". En Barcelona agresiones. Y añade Ecodiario: "Ante el Barça y el Depor ese hombre fue el mismo: Lucas Vázquez frenó en ambos partidos al supuesto marcador de Ramos y permitieron que el central rematase con relativa facilidad. Frente a Osasuna se ocupó Morata (el mismo que frenó a Tiago en el famoso gol de Lisboa) y sólo ante el Villarreal Ramos remató 'libre de marca' en llegada desde fuera del área al segundo palo".

En Barcelona Lucas Vázquez, en el papel de mamporrero, empujó a Mascherano y luego se fue a por Piqué para que Sergio Ramos pudiera rematar a sus anchas después de haber pisado a Mascherano para hacerle perder el equilibrio. Ante el Deportivo hubo tangana previa con los mismos actores, los mismos trucos y el mismo resultado.



Lo más triste de todo es que "monsieur" Zidane, mister buen rollo, esté detrás de estrategias tan zafias y barriobajeras. Triste que el Real Madrid necesite alcanzar la gloria a base de mamporros previos. Lo peor para Sergio Ramos es que ya se le ha visto demasiado el plumero y ya están las defensas preparadas para sus trampas.


Deja tu Comentario