2011-10-30 14:10 FC Barcelona Por: Administrador

Soriano quiere convencer a Pep Guardiola de nuevo



"Quiero recuperarme bien, seguir cogiendo minutos y volver otra vez a convencer a Pep, por si no lo estaba ya", ha asegurado en una entrevista con Efe el delantero catalán de 26 años.

Tenaz como pocos, el de Soriano no ha sido un camino de rosas. Perla de la cantera del vecino Espanyol, su llegada al primer equipo no alcanzó las expectativas y acabó siendo cedido a varios equipos de Segunda, hasta quedar desvinculado del club blanquiazul.



Era 2009 y el ariete recaló en el filial azulgrana, entonces en Segunda B, lo que muchos consideraron un paso atrás. Pero, tras conseguir el ascenso a Segunda, sus 32 goles en la exigente división de Plata resultaron claves para coronarse como máximo artillero de la categoría y lograr un tercer puesto histórico del filial.

"El regreso ha sido muy bonito, la verdad. Desde que salto al campo y la afición me recibe de esa manera, hasta que empiezas a tener ocasiones, a jugar con tus compañeros. Te sientes otra vez jugador, han sido quince minutos increíbles", ha reconocido.

Un esperado cuarto de hora que hizo olvidar su gesto afligido en el Allianz Arena de Múnich, después de romperse en una desgraciada acción con el central ucraniano del Bayern Anatoli Tymoshchuk, que le obligó a abandonar la expedición azulgrana con una elongación del ligamento cruzado anterior de la rodilla derecha.



"Ha sido muy duro. Además ves que el equipo no acaba de arrancar, y no significa que yo sea el salvador, pero estás fuera, quieres ayudar con todo lo que puedas y ves que no es posible, que la lesión no te deja dar lo que llevas dentro", ha explicado Soriano.

Los dos meses de baja que se le pronosticaron acabaron por ser tres, ante la cautela del cuerpo técnico. "Me fui animando mucho cuando veía que la rodilla empezaba a responderme, es difícil explicar lo que sentía", añade.

Su objetivo ahora, admite, es volver a captar la atención del técnico del primer equipo, Pep Guardiola, a base de lo que mejor sabe hacer, goles y más goles. Soriano, el perseverante, quiere cerrar el círculo por el que tanto ha luchado en el club azulgrana, pero es consciente que quizá su oportunidad no llegue de nuevo.

"Si no es posible y tengo que irme, debo trabajar para tener la mejor solución", ha aseverado. "La opción del Benfica está. Es una más entre muchas otras y, cuando se abra el mercado en invierno, si hay posibilidades, se hablará. Sino, esperaré hasta junio".

"Se merece suerte, pero marcará muchos goles, es su don", opinaba su compañero Isaac Cuenca, quien se estrenó ayer como goleador en su segundo partido como titular con el primer equipo. "Tiene un nivel altísimo, muchísima calidad, capaz de crear ocasiones de peligro con mucha facilidad", añadía el técnico del filial, Eusebio Sacristán, tras el partido ante el Nàstic.

Elogios que no le hacen falta al delantero del Pont de Vilomara, acostumbrado a remar contra el viento, a lidiar contra los obstáculos. "Saldré adelante, sin ninguna duda", insiste Soriano.

"Éste es otro pequeño traspiés que me ha tocado vivir -ha reiterado-. Lo que hay que hacer es recuperar el nivel del año pasado y, de nuevo, seguir hacia adelante. Como siempre he hecho". EFE

 

 


Deja tu Comentario