2016-02-03 19:02 Cristiano Ronaldo Por: Administrador

Suárez se come a un penoso Cristiano



Luis Suárez y Cristiano Ronaldo lideran la tabla de máximos goleadores de la Liga con 19 tantos, pero las sensaciones entre uno y otro en este punto de la temporada son muy opuestas. Están empatados a goles, pero el valor de cada uno de ellos es muy distinto. Para empezar, los puntos que otorgan los dos a sus dos equipos están a años luz. El uruguayo le ha dado 12 puntos esta temporada al Barça, siendo decisivo contra el Athletic en San Mamés dando los tres puntos, así como también dio la victoria ante Las Palmas en el Camp Nou con el 2-1 definitivo y con los tres goles al Eibar. Le dio 2 puntos marcando al Atlético el pasado fin de semana cuando el partido estaba en tablas y rascó un punto de Mestalla ante el Valencia, próximo rival copero. En cambio, Cristiano, pese a marcar muchos goles, la gran mayoría han resultado intrascendentes, porque solamente le ha dado 2 puntos a su equipo con sus anotaciones. Si se eliminan todos sus goles, el Real Madrid hubiese sacado el mismo resultado, salvo el día que rescató dos puntos ante la Real Sociedad en el Bernabéu, firmando un doblete. La manera como se han llevado a cabo esos goles también pesa en la comparativa entre Suárez y Cristiano. Pueden llevar los mismos goles, pero el portugués lleva cinco de penalti por solo uno del uruguayo. Algo similar sucedió cuando los dos empataron en la Bota de Oro hace dos, con seis goles más de pena máxima de Ronaldo por ninguno del charrúa. Para rematarlo, no solamente el uruguayo se come al portugués en puntos para su equipo, sino que la actuación contra los mejores equipos del campeonato también es digna de mención. Suárez le ha marcado a Atlético y Villarreal, le metió un doblete al Real Madrid y un póquer al Athletic. Cristiano, famoso por avasallar a rivales menores, no le ha marcado ni un triste gol a los equipos grandes.

Cristiano está protegido por la caverna

Los medios de Madrid protegen a su estrella. No quieren oír hablar del declive por el que está pasando y lo intentan ocultar. Sacan pecho cuando marca a equipos sin alma como el Espanyol, pero no dicen nada cuando deambula por el campo sin aportar nada. Eso sí, hay que aguantar su plan de marketing para hacernos creer que es el mejor. Incluso hay quién intenta colocar el segundo gol que le hizo al Espanyol, en claro fuera de juego, entre los nominados al Premio Puskas. A veces es mejor reír por no llorar.

Deja tu Comentario