2012-05-12 14:05 Real Madrid Por: Administrador

Tirantez máxima entre Guardiola y Vilanova



Guardiola ha recibido esta temporada puñalada tras puñalada. La directiva, los jugadores, y el último, su segundo. La tensión existente en el club azulgrana se desborda por todos los canales, y el hasta ahora entrenador azulgrana ha explotado en rueda de prensa al declarar que él no sabía nada del nombramiento de Tito Vilanova como nuevo míster culé: "El día que anuncié que dejaría de ser entrenador del Barça me dijeron que sería Tito Vilanova", ha manifestado Pep.

Rosell ninguneo a Guardiola hasta el último día. No le quería en el club, era herencia del Laportísmo, eso que tanto odia. El cisma estaba servido, y más difícil se lo iba a poner Guardiola haciendo público que él no sabía nada del nombramiento de Tito Vilanova como nuevo entrenador del Barça. Pero tan culpable es Rosell como Tito, que aun sabiendo que iba a ser su sucesor no se lo dijo. Una puñalada por la espalda de las que duelen, de aquel en el que tanto confiastes.



Así, la pregunta estaba clara, qué relación existe entre Guardiola y Vilanova, a lo que Pep ha intentado lanzar balones fuera: "¿Tengo que aclarar mi relación con Tito? A estas alturas... Dejemos que mi relación con Tito sea la que sea, no la que quieran que sea. Solo faltaría que tuviera que aclarar nada". Guardiola sigue en su línea, habla pero no aclara. No argumenta, lanza la piedra y esconde la mano, son sus valores, esos de los que tanto presume. 


Deja tu Comentario