2012-01-26 23:01 Real Madrid Por: Administrador

Todavía quedan dos frentes abiertos: Liga y Champions



El ánimo no puede decaer. El madridismo tiene que estar orgulloso de su equipo y apoyarle más que nunca. El conjunto blanco, pese a ser apeado de la Copa del Rey, no puede bajar los brazos en el tramo más importante de la temporada. En las próximas semanas el equipo se juega mucho en Liga y Champions, dos competiciones en las que tiene una buena disposición para acabar en lo más alto.

En el campeonato doméstico el Real Madrid tiene cinco puntos de rédito. Los merengues no puede fallar y aguatar en lo más alto de la clasificación para ser al final de temporada el campeón. Su regularidad es incontestable y solo ha dejado escapar este año siete puntos de cincuenta y seis posibles y saca cinco puntos a su máximo rival, el Fútbol Club Barcelona. El calendario es benévolo para los blancos, que de los próximos seis encuentros juegan cuatro en casa (Zaragoza, Levante, Racing de Santander y Espanyol) y dos en un radio de menos de 20 kilómetros del Bernabéu (Rayo Vallecano y Getafe). El Madrid no puede fallar ahora y tiene que contar con el apoyo de la afición para demostrar que luchará hasta el final.



En la Liga el viento corre a favor de los madridistas, y en la Champions hay que demostrar lo que el equipo ha dejado claro en la primera fase, que son el equipo más fuerte de la competición. Algunos jugadores del CSKA han intentado ningunear al equipo, pero estos les demostrarán en el césped de lo que son capaces.

La eliminación ante el Barcelona en Copa ha escocido, pero en lugar de hacer daño ha avivado a la fiera. El Madrid está más fuerte que nunca. El fútbol desplegado en el Camp Nou en la vuelta de los cuartos de final le ha mostrado cual es el camino para ser el mejor, y ahora no se puede fallar. ‘La unión hace la fuerza’ y ese es el espíritu que debe reinar ahora entre la afición y los jugadores. Juntos se hará campeón a este equipo, que demostrará en el campo lo que otros tiene que demostrar con ayudas arbitrales.

Aquí no se ha acabado nada, aquí empieza el camino. El Madrid y sus aficionados darán mucha guerra tanto en Liga como en Champions. Este equipo está hecho de campeones, esos que se levantan tras la derrota y saben que habrá que pelear aún más duro para conseguir sus objetivos. Se ha perdido una batalla, pero aún quedan dos frente abiertos, y que nadie dude de que estos jugadores darán el 'do' de pecho. Esto es el Madrid.




Deja tu Comentario