2016-02-04 21:02 Real Madrid Por: Administrador

Ultimátum del Real Madrid a Neymar



Se agota la paciencia con Neymar. El entorno del jugador sabe que el Real Madrid está dispuesto a pagar los 190 millones de su cláusula de rescisión y a firmarle un contrato de seis años a razón de 20 millones netos por temporada. Pero pide a cambio un gesto de Neymar, una declaración de intenciones que confirme que los contactos establecidos hasta ahora son algo más que un argumento del jugador para sacarle más dinero al Barcelona. El Real Madrid le ha puesto un ultimátum a Neymar y decidirá su estrategia en función de cuál sea su respuesta.

Basta con una señal en privado

El Real Madrid, como ya sucedió con Luis Figo, no necesita que Neymar proclame a los cuatro vientos que quiere jugar en el Real Madrid. El club blanco es consciente de que eso le crearía muchos problemas en Barcelona hasta el término de la temporada. Le basta con que confirme su interés por el club blanco en privado. Eso sería suficiente para que el Real Madrid siguiera adelante en la negociación para conseguir llegar hasta el final el próximo verano vitiendo a Neymar de blanco. En el Real Madrid ha causado desconcierto la declaración del padre del jugador ante el juez admitiendo que tienen una oferta en firme dispuesta a pagar 190 millones. Florentino Pérez sabe que no es la suya porque los contactos sólo están en su fase previa y hace falta una garantía de compromiso para seguir adelante. En el club blanco sospechan que los Neymar estén jugando a varias bandas y utilizando al Real Madrid para meterle el miedo en el cuerpo a Bartomeu en las negociación de la mejora de la ficha del jugador.

Le toca a Neymar mover ficha

ABC descubre hoy que el padre del jugador tiene la promesa formal del Real Madrid de pagar la cláusula de rescisión íntegra, con sus correspondientes impuestos, siempre y cuando en la Casa Blanca se reciba una señal del jugador que permita tirar adelante el proceso. Les toca a los Neymar mover ficha. El ultimátum del Real Madrid vence a final de febrero. El club no puede estar pendiente de su respuesta por más tiempo porque hay que planificar los fichajes de la próxima temporada y el técnico necesita saber si puede contar con Neymar o no.

La amenaza de Florentino Pérez

En caso de que Neymar no responda de forma afirmativa, el Real Madrid tiene previsto destapar públicamente la utilización de la que ha estado siendo objeto por parte del padre del jugador para conseguir un contrato más elevado del Barcelona o de otros clubs que puedan interesarse por él. Se habla de los dos equipos de Manchester. El Real Madrid no está dispuesto a que nadie juegue con su nombre como está haciendo el padre de Neymar últimamente. En el Real Madrid empieza a extenderse la idea de que los 20 millones que el club ofrece por temporada al jugador brasileño es precisamente la cantidad que exige al Barcelona igualar y que su interés por el Real Madrid no va más allá.          

Deja tu Comentario