2011-04-11 10:04 Real Madrid Por: Administrador

Un ataque letal para el final de temporada



Tras pasar por un auténtico calvario de lesiones desde el inicio de temporada, el Real Madrid llega al tramo decisivo de la temporada con todos sus atacantes en perfectas condiciones para jugar. Cristiano Ronaldo, Kaká, Özil, Benzema, Di María, Higuaín y Adebayor se jugarán a partir de ahora las cuatro plazas del ataque blanco para afrontar citas tan importantes como el clásico de Liga, la final de Copa del Rey o la eliminatoria de Champions League ante el Barça.

Y es que hasta la fecha, las bajas habían propiciado que Mourinho tuviese muy claro su equipo ideal. Con la lesión de Kaká en pretemporada y la baja de Higuaín por una hernia discal, CR7, Di María, Özil y Benzema se convirtieron en los cuatro hombres gol del equipo junto a la inetsimable ayuda de ‘Manolito’ Adebayor.



Ahora, mientras CR7 y Benzema arrastraban problemas físicos, Kaká y el ‘Pipita se han recuperado de sus respectivas dolencias y ya se encuentran al 100% de sus facultades para intentar ganarse otra vez un puesto en el once inicial. El Pipita ya demostró a Mourinho al inicio de temporada ser un auténtico killer del área, mientras que el brasileño brilló con luz propia en San Mamés anotando dos goles y dando señales muy positivas que sus continuas molestias físicas han desaparecido por completo.
Ahora, cada uno de los atacantes blancos deberá luchar a diario en los entrenamientos para ganarse un puesto en el equipo titular. Mourinho tiene un problema, un bendito problema que ya le gustaría tener a otros.


Deja tu Comentario