2013-08-01 18:08 Real Madrid Por: Administrador

Un jugador del Real Madrid, castigado por no renovar



Jorge González

Álex Fernández tiene pie y medio fuera de la entidad merengue. Pese a ser un gran madridista, las diferencias que han surgido en las negociaciones entre el futbolista y el club parecen haber llegado a un extremo de difícil solución.



En su primer partido de pretemporada, el filial blanco dirigido por Alberto Toril salió al terreno de juego sin su capitán. Y es que Álex Fernández recibió una notificación del club en la que le comunicaba que iba a ver el partido desde la grada.

Álex, que termina contrato en junio de 2014, presiona para jugar en el primer equipo. Exige esa condición en su nuevo contrato, al menos que se le dé la oportunidad de estar a las órdenes de Ancelotti. Sin embargo, desde el club entienden que la mejora económica que le ofrecen ya es suficiente.

Álex Fernández está satisfecho con las cantidades que maneja el club, pero quiere tener asegurada la posibilidad de estar junto a los más grandes. El Madrid, entretanto, le ofrece un suculento contrato en el filial.



Ante esta situación, el futbolista podría marcharse sin dejar un solo euro en las arcas del club el próximo junio de 2014 y sería libre para negociar con otros equipos a partir de enero. Por este motivo, la secretaría técnica merengue estaría forzando el traspaso del futbolista para al menos sacar partido de su marcha. Una salida pactada parece ser la mejor solución.


Deja tu Comentario