2017-04-30 16:04 Real Madrid Por: Administrador

El vestuario del Barça está que trina con Casemiro



Fede Peris

Casemiro simboliza en su persona lo que en el vestuario del FC Barcelona se entiende como trato de favor al Real Madrid. En los corrillos del vestuario del Camp Nou, el internacional brasileño del Real Madrid ha sido tema de conversación por su facilidad para imponer la ley del más fuerte, saltándose el reglamento con el visto bueno de los árbitros.



Los jugadores de Luis Enrique, que vienen de perder por tres partidos a Neymar -uno de ellos en el Bernabéu- por aplaudir al árbitro en La Rosaleda, no pueden entender la benevolencia con la que los árbitros tratan a Casemiro, tanto en España como en Europa. De hecho, debió ser expulsado en los tres ultimos partidos que ha disputado ante el Bayern, el FC Barcelona y el Valencia. Pero Casemiro parece gozar de un trato especial que le permite entrar en cada partido cuatro o cinco veces con una intensidad que no permite el reglamento.

La gota que colmó el vaso de la paciencia de los jugadores del Barcelona, y que ha sido muy comentada en el vestuario,  fue en el Bernabéu, durante el clásico, cuando Hernández Hernández acudió corriendo con la mano en el bolsillo dispuesto a castigar como merecía una durísima entrada de Casemiro a Messi, pero cuando llegó al lugar de los hechos y comprobó que el infractor era Casemiro, y que ya había visto una tarjeta amarilla, optó por renunciar a sacarle la tarjeta amarilla que le habría supuesto la expulsión.

Era el árbitro que no quiso ver el gol que marcó Luis Suárez en el campo del Betis, pese a que entró más de medio metro dentro de la portería verdiblanca. Hernández Hernández, en lugar de ser castigado, recibió como premió pitar el clásico. Y no cabe duda de que estaba agradecido a quienes le ofrecieron tal premio.



   

Deja tu Comentario