2016-04-15 19:04 Cristiano Ronaldo Por: Administrador

El viejo truco de Messi para tapar sus fracasos



Mientras Cristiano Ronaldo le pasa la mano por la cara marcando goles, liderando a su equipo y conduciéndolo hacia los objetivos más importantes, Leo Messi hace el ridículo, se dedica a andar sobre el terreno de juego y se sumerge en la mediocridad que le rodea sin mostrar el menor ánimo de aparecer. Leo Messi se ha borrado de los últimos partidos que ha disputado el Barcelona, y que le han conducido a la miseria más absoluta apeándolo de Europa y cuestionando una Liga que ya tenía en el bolsillo.

La coartada de la lesión que ya no cuela

Messi ha arrastrado al Barça al precipicio y ahora trata de salvar los muebles escondiéndose detrás de una supuesta lesión convenientemente filtrada a los medios para que éstos pueda justificar el lamentable rendimiento que está ofreciendo, indigno de quien va por la vida como número uno mundial. Marketing puro. Aún acabarán vendiendo que Messi le hace un favor al Barça exponiendo su vida para defender sus colores. No es la primera vez que el entorno afín de voceros amigos incondicionales del Barça intentan engañar al personal con esta patraña, ocultando las deficiencias en el juego de Messi detrás de una supuesta lesión que sirve para tapar bocas. Ahora dicen que tiene problemas musculares. Eso tiene fácil solución. Que no juegue y que salga en su lugar otro que esté al cien por cien. Pero Luis Enrique sabe que eso no es posible porque el divo se enfadaría. Sólo puede desaparecer de la alineación cuando él lo decida. Y ahí está el Barça, lastrado por su estrella mientras Cristiano Ronaldo corre y vuela hacia La Undécima arrastrando tras de sí a sus compañeros. Es la diferencia entre un líder y un tipo que acumula Balones de Oro tirando de Márketing. Es la diferencia entre un auténtico número uno y un sucedáneo que dijo serlo en el pasado.

Deja tu Comentario