2011-03-24 13:03 FC Barcelona Por: Administrador

Wenger sigue buitreando por Europa



La filosofía que mantiene el Arsenal de la mano de Wenger no está sentando nada bien en el resto de los equipos europeos. Los clubs se dedican a formar jugadores desde bien pequeños, apuestan por ellos y cuando empiezan a coger la planta de futbolista, ven como se los birlan siendo tentados por una suculenta cifra de dinero que a esa edad es inadmisible que cualquier otro equipo pueda ofrecer.

El FC Barcelona ya sabe lo que significa eso, ya que con la reciente fuga de la última joya de la cantera Jon Toral Harper, es la cuarta vez que Wenger mete mano en la inagotable fábrica de cracks que tiene el Barça. Antes lo hicieron Cesc Fàbregas, Fran Mérida y Ignasi Miquel. Estas acciones fueron calificadas de “inmoral” por el presidente del FC Barcelona Sandro Rosell.

El futbolista del Herta de Berlín, Ledander Siemann, ha sido el último ‘niño’ que ha ‘robado’ Arsène Wenger. Con tan sólo 15 años, aseguran que puede ser uno de los grandes centrales en un futuro no muy lejano. Tras un par de semanas de entrenamiento en la Academia del Arsenal, ha sido suficiente para que se concretara la operación por la que los ‘gunners’ han desembolsado 250.000 euros al Hertha, en concepto de derechos de formación.

“Siempre he soñado con ser profesional y el Arsenal representa una gran oportunidad para mí”, afirmó Siemann a la prensa de su país. Unas declaraciones que cualquier chaval de 15 años, con un sueldo de 300.000 mil euros anuales, no tendría ningún reparo en afirmar. Una política de cantera de cualquier club europeo, no se puede permitir el lujo de igualar esas cifras económicas a cualquier jugador, por lo que se ve obligado a dejar marchar el jugador.

El Arsenal, por su parte, se asegura el futuro deportivo de sus próximos años, antes de sacar una buena tajada con un traspaso millonario cuando se ha convertido en un futbolista de primer nivel. Eso sí, con esta política deportiva, que no se extrañen luego de sus malos resultados y que sumen seis años sin ganar un solo título.


Deja tu Comentario