2013-02-25 19:02 FC Barcelona Por: Administrador

Xabi Alonso está recuperado, los palos están garantizados



Xabi Alonso no es como Sergio Ramos o Pepe, que son contundentes, pero se les ve venir. El centrocampista vasco domina como nadie el juego subterráneo, el que no se ve. Igual da un pisotón, que agarra de la camiseta, que le pone la mano en la cara al rival buscando desestabilizarle. Domina las artes del juego sucio como nadie. Hasta que Mourinho apareció en el Real Madrid no se le conocía dicha habilidad, pero ésta, viciar a un excelente futbolista, es otra de las aportaciones de Mourinho que el fútbol español debe "agradecerle".

Xabi Alonso es de los que va al choque y llega una décima tarde, por lo que alcanza al rival en lugar de al balón. En cada clásico se gana la tarjeta amarilla varias veces, pero no la ve hasta los últimos compases de los partidos por ese miedo que los árbitros tienen a dejar al Madrid con 7 jugadores. Y por eso no le han expulsado nunca ante el Barça, aunque ostenta el dudoso honor de ser el que más tarjetas amarillas ha recibido. Lo suyo es jugar al límite del reglamento y aprovecharse de la cobardía de los árbitros.



Su presencia en el partido de mañana garantiza piques y protestas, muchas protestas. Bien aleccionado por el "deportivo" Mourinho, Alonso es de los que lo protestan absolutamente todo. Compruébenlo mañana. En los primeros compases del partido soltará el primer zurriagazo y lo protestará. Son las órdenes de Mourinho: atizar y protestar. Es su manera de intimidar a los árbitros. Al menos así ha sido en los 15 clásicos anteriores. Y luego se las carga el pobre Roura por atreverse a decir que en la final de Copa se le fue la mano al Madrid y el árbitro no supo ponerles freno.


Deja tu Comentario