2014-05-29 18:05 FC Barcelona Por: Administrador

Xavi valora irse con Villa al New York City



Joan Tubau

Txiki Begiristain y Xavi Hernández conservan una excelente relación de los seis años que el ex director deportivo del Barça invirtió en el Camp Nou. Por eso, porque hasta Manchester han llegado noticias de que el feeling de Luis Enrique y Xavi Hernández no parece tener mucho futuro, Txiki Begiristain ha hecho llegar a Xavi una oferta para culminar su carrera deportiva en la Liga norteamericana defendiendo los colores del New York City, el equipo franquiciado por el Manchester City.



El objetivo del City es desembarcar en la MLS a lo grande, con un equipo ganador que esté a la altura del prestigio de su club nodriza, y la intención de Txiki es crear una plantilla competitiva liderada por jugadores que él conoce muy bien, que están en el ocaso de su carrera, pero que todavía tienen muchas cosas que decir en el mundo del fútbol.

El primer refuerzo captado para la causa ha sido David Villa. Pero hay más. También Xavi Hernández ha recibido un ofrecimiento en forma de tres años de contrato en una competición mucho menos exigente que la española. Todo dependerá de la conversación pendiente que tiene que mantener Xavi Hernández y Luis Enrique. Aunque el hecho de que tengan que hablar antes de iniciarse la temporada ya indica que el tono de la conversación no será precisamente agradable para el futbolista.

Luis Enrique basa su trabajo en el terreno físico. Quiere a sus futbolistas como motos para que puedan imponer su superioridad técnica a partir de un dominio físico aplastante. Y le va a exigir a Xavi Hernández un nivel físico que posiblemente ya no puede ofrecer a sus 34 años. A partir de ahí, Luis Enrique le informará de que a él no le basta con su exquisita técnica, que necesita que la acompañe con derroche físico y que, de no poder cumplir los objetivos, su papel en el equipo perderá su condición de protagonista para pasar a ser uno más. El nuevo técnico se lo va a exponer con esta crudeza y le ofrecerá dos alternativas: adaptarse a su nuevo rol en el equipo, disputando 15 o 20 partidos y no los importantes, respetando el contrato que tiene firmado hasta 2016 como reconocimiento a los méritos contraidos en el pasado, o le abrirá la puerta para ayudarle a firmar un nuevo contrato con otro equipo.



Es ahí donde entra el Manchester City. Si Xavi no se pone de acuerdo con Luis Enrique, la oferta de Txiki Begiristain será aceptada. La ventaja para Xavi y para el propio New York City es que el Barcelona le daría la carta de libertad, renunciando a hacer negocio con su marcha, con lo que el club neoyorkino podría destinar su presupuesto destinado a Xavi en aumentar su ficha hasta unos límites que la convirtieran en "interesante".

El primero ha sido Villa. Xavi puede ser el siguiente.


Deja tu Comentario