2017-08-10 12:08 Prensa Merengue Por: Redacción MB

El método cavernario y manipulador de Josep Pedrerol para salvar la cara al Madrid

Rafa Guerrero ya ha superado los límites de la tolerancia: no se puede mentir y manipular más y peor.



Espectacular Josep Pedrerol. Ha iniciado la temporada con mucha fuerza y con sus biorritmos madridistas más altos que nunca al servicio de la voluntad de Florentino Pérez. No se puede ser más palmero, no se puede ser más pintamonas, no se puede ser más manipulador de lo que ha sido Josep Pedrerol, responsable del programa El Chiringuito tratando de defender la legalidad del triunfo del Real Madrid en la Supercopa de Europa, que está bajo sospecha como tanto y tantos éxitos de los que presume Florentino Perez en su sala de trofeos.

Pero cuando se produce un robo a favor del Real Madrid, como sucedió en la final de la Supercopa de Europa que enfrentó al equipo blanco con el Manchester United, ahi está Josep Pedrerol dispuesto a intervenir para mantener a flote la dignidad del madridismo para satisfacción de Florentino Pérez, feliz porque un catalán pueda ser más madridista que él. 



Los árbitros siempre favorecen al Barça y perjudican al Real Madrid

La teoría de la justificación de Josep Pedrerol en su programa echando mano de su peón Rafa Guerrero, conocido en el pasado por ser el freaky de los jueces de línea en España, para justificar que el Real Madrid no le robó al Manchester United y que el gol de Casemiro fue legal, adquirió tintes grotescos que le obligaron a distorsionar la realidad hasta límites inhumanos. El susodicho linier en funciones de pseudocomunicador, que es el encargado de demostrar durante la temporada que los árbitros perjudican al Real Madrid y benefician al Barça, de acuerdo con el guión de Pedrerol, echó mano de una regla de madera y la superpuso sobre la imagen en la que podía verse a Casemiro en fuera de juego en la jugada del gol madridista. Echó la regla a su conveniencia y determinó que no existía fuera de juego. La imagen fue tan grotesco, patética y miserable que pone en cuestión la credibilidad de este tipo y del programa que le da cobijo para creer sus burdas manipulaciones en la interpretación de los errores arbitrales. Ya no se puede caer más bajo. Es la imagen del mago mediocre a quien se le ha descubierto el truco.

Cavernarios dignos de la caverna más rustica

Después de ver al tándem Rafa Guerrero-Pedrerol en acción con la regla de madera, no queda espacio para la duda. Pase lo que pase, suceda lo que suceda, la regla de Rafa Guerrero siempre demostrará que los árbitros favorecen al Barça y perjudican al Real Madrid. Se desvía un palmo hacia donde más interese y listos. Y todo con una regla de madera. Y luego se extrañan de que les llamemos "Caverna". 



 




Deja tu Comentario