2017-09-11 06:09 Real Madrid Por: Carlos Muñiz

Gareth Bale desvela su mayor defecto

El '11' merengue se ha sincerado en una entrevista donde explica su personalidad como jugador.



A pesar de que no ha empezado la temporada con buen pie y que sus lesiones han convertido a veces su paso por el Real Madrid en un calvario, Gareth Bale sigue siendo, a ojos del club blanco, quien debe tomar las riendas del equipo de Zidane cuando Cristiano Ronaldo abandone la disciplina merengue. Con cuatro años ya cumplidos como madridista, los retos del crack siguen estando intactos, tal y como ha explicado en una entrevista reciente, donde ha mostrado parte de su personalidad sobre el terreno de juego y fuera de él.

Sobre su trayectoria como merengue, Bale ha apuntado que "espero que lo mejor esté por llegar. Sí que ha habido grandes momentos y otros no tanto", y ha desvelado la clave de su felicidad: "Me hace feliz estar sano. No tener lesiones y jugar", ha añadido, algo que por mala fortuna no se ha podido cumplir con demasiada regularidad. Preguntado por sus pros y sus contras, no ha destacado una virtud en concreto: "No lo sé. Creo que mientras esté sano y mi familia y amigos también lo estén y estén felices, no puedo pedir más", aunque sí ha destacado cuál es su peor defecto: "Soy bastante perezoso. Probablemente sea la mejor respuesta".



Bale reconoce su error en la final de la Champions

Una de las sorpresas que ha dado Bale en la entrevista ha sido confesar que fue un error forzarse físicamente para jugar la final de la Duodécima, que albergó su Cardiff natal:  "Ahora pienso que debía haberme tomado más tiempo para recuperarme y así poder haber vuelto jugando mucho mejor y ser capaz de hacer todas esas cosas que con ese dolor en el tobillo no era capaz de hacer", ha reconocido el crack, que ha estado muy castigado por las lesiones, factor que, para muchos, le han privado de 'explotar' como líder merengue.


Deja tu Comentario