2017-09-19 18:09 FC Barcelona Por: Ricard Cardona

A Sandro Rosell se le acumulan nuevas pruebas en su contra

El ex presidente del Barcelona parece que lo tiene complicado para salir de la cárcel tras confirmar que utilizó al club en su ventaja



Sandro Rosell parece que no acaba de salir del túnel. Al ex presidente se le complican las cosas todavía más tras las últimas informaciones que llegan desde los juzgados. El periodista Jordi Martí desveló ayer el contenido de un informe de la Fiscalía muy duro con el ex presidente del Barcelona, actualmente encarcelado en Soto del Real, en el que se desgrana un entramado societario que según la investigación acredita claramente "la voluntad de defraudar de Sandro Rosell". La novedad de este informe es que por primera vez queda palpable que Rosell aprovechó el Barcelona como vía de enriquecimiento personal, mientra que antes todo se relacionaba con la selección brasileña.

Siguen los problemas legales para Sandro Rosell

Como recoge el diario As, hasta ahora las acusaciones contra Sandro Rosell se circunscribían al ámbito de su papel como comisionista en la organización de partidos para la CBF, pero tras esta nueva información, también su actividad en torno al FC Barcelona queda comprometida. Según el informe de la Fiscalía Sandro Rosell utilizó su empresa en España, Bonus Sports Marketing, para pagar la campaña electoral que le llevó a la presidencia del club. Según el informe "se da la circunstancia que BSM, durante los ejercicios de 2009, y 2010, y encuadrados en el denominado proyecto FCB, satisfizo gastos propios de la campaña electoral. En concreto se financió la campaña por un importe de 1.012.254 euros de los cuales 553.635 fueron refacturados, percibiéndolo y contabilizando como ingresos a entidades relacionadas con las personas que formarían parte de su junta directiva, con lo que puede considerarse que financiaron parte de la campaña electoral".



A tenor de estos hechos que recoge la fiscalía, queda palpable que Sandro Rosell mintió al asegurar que se había vendido esta empresa dedicada al marketing deportivo cuando accedió en 2010 a la presidencia del Barça. Rosell controló el 90 por ciento de esta empresa hasta el 24 de mayo del 2011, cuando se la vendió a su amigo Shane Ohanessian, también investigado, mientras su mujer se quedaba como apoderada.


Deja tu Comentario