2017-09-21 12:09 Leo Messi Por: Carlos Muñiz

Messi va lanzado a recuperar “su” Balón de Oro

Messi sigue agrandando su leyenda y sus rivales van perdiendo fuelle en la lucha por ser el mejor jugador



Está claro que el tema del Balón de Oro es cosa de dos. Podría ser que se ampliase un hueco más en esa lucha para meter a Neymar, quien ahora en el PSG es candidato firme a ganarlo, pero durante los últimos años Cristiano y Messi han monopolizado este premio, el cual se lo llevan repartiendo desde 2008 y cuya rivalidad se resuelve con cinco para el argentino y cuatro para Cristiano Ronaldo.

Antes del inicio de la nueva temporada no había dudas. Cristiano iba a ser, de nuevo, el ganador del trofeo. Así, el jugador del Madrid empataría a Messi en ese enfrentamiento que les nutre cada temporada y que los hace ser mejores. Pero desde que Ronaldo fue sancionado, el del Barça ha dado un golpe en la mesa y no quiere dejar escapar la ocasión de ganar su sexto galardón.



El argentino está subiendo en las apuestas como la espuma. Su impresionante inicio de campaña donde está reventando todos los récords goleadores lo están certificando, y se presenta como el principal candidato a recuperar su trono. Por contra, Ronaldo está de capa caída. Ha estado alejado de los terrenos de juego por cinco partidos debido a una conducta antideportiva, lo que está mermando su estado moral y goleador, ya que ayer no consiguió materializar ningún gol de la infinidad de ocasiones que dispuso.

Neymar y Messi sobrepasan a Ronaldo

Otra figura a tener en cuenta es Neymar. Su traspaso al PSG ha supuesto que pueda competir de tú a tú con los dos grandes. El brasileño vivía a la sombra de Messi, pero ahora es el auténtico líder de un club llamado a hacer grandes cosas.

Por el momento, su inicio de temporada también está siendo prometedor, y de seguir así podría contar para ganar el Balón de Oro en este enfrentamiento que ya no es cosa de la pareja, sino que se ha incorporado un tercer miembro para darle más chispa al asunto y que está subiendo de forma incontrolable, al igual que su amigo y ex compañero Leo Messi.



Por contra, el luso pierde fuelle y necesita un milagro en los próximos partidos para volver a ser el principal candidato a repetir título individual.


Deja tu Comentario