2017-09-26 18:09 FC Barcelona Por: Ricard Cardona

La exigencia de Piqué para renovar su contrato

El central catalán es consciente de la importancia que tiene para el club tanto en lo deportivo como en lo institucional



El FC Barcelona se enfrentará en pocos meses a un nuevo dilema en cuanto a las renovaciones. Por si las polémicas surgidas con las renovaciones de contrato de Messi y de Iniesta fueran pocas, ahora se le va a sumar la de Gerard Piqué. Josep María Bartomeu parece que no gana para meterse en líos y ahora parece que el 'presidente' Piqué será su nuevo problema. 'Barto' ha emprendido el mismo camino que el Real Madrid de Florentino Pérez y trata de iniciar un plan renove de la plantilla, sin embargo, parece que el azulgrana tendrá más problemas.

Hay que recordar que los nuevos contratos de Leo Messi y Andrés Iniesta todavía no se han cerrado y, de hecho, las relaciones entre todas las partes no están demasiado cercanas, al menos, en lo personal. Lo cierto es que ambas están causando un gran quebradero de cabeza a la directiva culé y ahora se le sumará la de Piqué, que también viene con la lista de exigencias cargada. Gerard concluye su relación contractual con el Barça en verano del 2019 y el Barcelona sabe que su defensa insignia no puede escaparse. De hecho, el club sabe que en caso de quedar mal con Gerard, las consecuencias pueden ir más allá de lo deportivo.



Piqué sabe lo que quiere

Es evidente que Piqué se ha convertido en una referencia del club tanto dentro como fuera del campo y quiere percibir un sueldo acorde a su relevancia. De hecho, en el club azulgrana ya cuentan que el central culé se tomará como referencia el sueldo de su 'amigo' Sergio Ramos. El andaluz renovó hace un año por el Madrid ha razón de 10 millones anuales, algo que Piqué quiere sí o sí. Estas cantidades, traducidas en la escala salarial azulgrana, hacen que Piqué considere que debe estar a la altura de Luis Suárez y, sobre todo, Ousmane Dembelé, un chaval recién aterrizado.

Por si fuera poco, el central catalán es plenamente conscient de que su última revisión de su ficha se realizó en 2014 y desde entonces, Piqué no ha dejado de pelear por el club. Tanto que incluso su patrocinador principal de la camiseta, Rakuten, debe gran parte del acuerdo a la gestión de Piqué. Es por ello que Gerard considera que el club debe estar a la altura del compromiso del catalán.


Deja tu Comentario