2017-09-28 18:09 FC Barcelona Por: Ricard Cardona

Cristiano y el espejito de Messi y Neymar

El portugués ha vuelto a dejar muestras de sus celos constantes contra Messi y compañía



Cristiano Ronaldo ha superado ya la treintena pero parece que su mentalidad se quedó anclada en su infancia. Solo de esa manera se entiende la manera que tiene de comportarse a pesar de su nivel de profesionalidad. La última muestra ha sido su rabieta con el Madrid por su salario, que quiere equiparar al de Messi y Neymar. El portugués ha hecho lo que hizo en su día la madrastra de la Cenicienta: “Espejito, espejito, quién cobra más en el reino?” y el espejito le dijo que eran Messi y Neymar. La necesidad de cariño constante, de pleitesía desmedida y de subordinación solo es de entender en mentes inmaduras e infantiles.

Los celos de Cristiano de Messi

Los celos que ha demostrado durante toda su carrera Cristiano tanto con Messi como con cualquier otro que le hiciera sombra son uno de los motivos por los que es uno de los futbolistas más odiados del mundo. Y la principal víctima de ello ha sido el madridismo, sujeto a las exigencias y caprichos de un ‘niño’ con sus rabietas constantes. Cristiano Ronaldo, aquel futbolista de élite que es capaz de salir tras un partido ganado y “decir que está triste” porque quiere cobrar más. O, por ejemplo, lanzar la bomba de que quiere abandonar el Real Madrid cuando se mete en problemas con la justicia y esperar que su ‘papá’ Florentino venga a salvarle.



Los capítulos del Cristiano caprichoso y celoso son constantes, y el último ha llegado tras la fuga de Neymar al PSG. El sueldo del brasileño en Francia se equipara al de Messi, unos 25 millones, y CR7 no puede ser menos. Es por ello que, en lugar de pedir más dinero y quedar como un ‘pesetero’, ha recurrido a ‘poner morritos’: “no entiendo tanta crítica”, decía el oprtugués tras vencer al Dortmund. Una vez más, el espejito le volvía a recordar que no era el más rico del mundo y eso le pone triste.


Deja tu Comentario