2017-10-13 11:10 Fichajes Por: Carlos Muñiz

El plan secreto de Florentino Pérez para pescar dos perlas en Valencia

Odegaard es la carta secreta que se guarda Florentino para hacerse con los servicios de Mir y Torres, las grandes promesas del Valencia.



Florentino Pérez se ha propuesto rejuvenecer y españolizar, todavía más, al Real Madrid y ha fijado sus próximos dos objetivos del mercado español en Valencia. Se trata de Rafa Mir y Ferran Torres, por quien también está vivamente interesado el FC Barcelona.

La difícil realación Real Madrid-Valencia

Las relaciones que mantienen Real Madrid y Valencia son históricamente conflictivas a partir de la decisión del club madridista de pagar la cláusula de rescisión de la estrella ché Pedja Mijatovic en 1996. En Valencia no ha perdonado todavía esa "humillación", aunque desde entonces varios jugadores de Real Madrid y Valencia han intercambiado sus camisetas. Es el caso de Raúl Albiol, que pasó del Valencia al Real Madrid, o de Juan Mata, Iván Helguera o Álvaro Medrán que hicieron el cambio en dirección contraria.



Sin embargo, fueron más los futbolistas que el Valencia se negó a vender al Real Madrid y prefirió colocarlos en otros lugares: Mendieta, Ayala, Vicente, David Villa, David Silva, Gayá, Otamendi o André Gomes. Y Florentino quiere acabar con estas tensiones y restaurar un clima de armonía en las relaciones que mantienen Real Madrid y Valencia proponiendo una operación que en el club ché no descartan: se trataría de que el Real Madrid se llevaría de Mestalla a sus dos perlas Rafa Mir y Ferran Torres a cambio de que Odegaard, que gusta y mucho a Marcelino. acabe defendiendo la camiseta ché. 

Rafa Mir debía ser una de las grandes estrellas del equipo valenciano y ha sido castigado y relegado al filial, en Segunda B, por negarse a renovar su contrato, aunque sigue causando sensación con sus actuaciones. Ferran Torres, por su parte, tiene una cláusula de rescisión de 8 millones que el club ché quiere elevar hasta 25. Florentino desea hacer las cosas bien y evitar que sus intereses deportivos entorpezcan las relaciones institucionales entre ambos clubs, y ha ofrecido al Valencia la cesión de Odegaard, con opción de recompra, además de pactar un precio de fichaje superior a las cláusulas de rescisión para evitar dañar el potencial deportivo y la economía del Valencia a la vez. 

Florentino Pérez quiere hacer las cosas por las buenas, como ya sucediera con el Betis y Dani Ceballos. Se trata de dos perlas con gran proyección en el fútbol español a un precio más que razonable, tal y como está el mercado. Florentino quiere aprovechar la situación sin perjudicar los intereses del Valencia y pagando más de lo que valen en función de sus actuales contratos.



 


Deja tu Comentario