2017-10-18 09:10 Real Madrid Por: Ricard Cardona

Los números de Benzema que asustan al madridismo (pero no a Zidane)

Las estadísticas que promedia el francés esta temporada no le ayudan a mantenerse ante las críticas.



Uno de los jugadores más cuestionados en el equipo merengue este inicio de temporada ha sido Karim Benzema. Aunque el que se ha llevado los pitos del Bernabéu hasta caer lesionado ha sido su compañero de delantera Gareth Bale, una parte cada vez más importante de la afición merengue está 'mosca' con el rendimiento que está mostrando el francés desde que empezó el curso. Lo peor para el '9' galo es que, con los datos en la mano y las estadísticas, la preocupación merengue y las críticas están más que justificadas.

Los datos son ciertamente preocupantes: desde que empezó la campaña, y en los 596 minutos que ha disputado hasta ahora con Zidane en la 2017/18, Benzema ha dispuesto de 20 tiros a portería, de los cuales sólo dos han terminado en gol. Un porcentaje de acierto del 10% que llega en un momento donde al Real Madrid se le exige puntería para escalar puestos en Liga y ponerse líder en solitario en la fase de grupos de la Champions, algo que anoche no se consiguió en parte por culpa de la mala fortuna del francés ante la puerta rival.



Sólo consiguió marcar en el Santiago Bernabéu contra el Barça, en el contexto de la Supercopa de España, así como en el último encuentro de Liga ante el Getafe, donde abrió el marcador en el Coliseum Alfonso Pérez.

Los dos partidos desesperantes de Benzema este curso

La cruz son sus apariciones ante el Valencia y el Tottenham. Contra el club 'che' llegó a marrar hasta ocho disparos contra la portería de Neto, y no vio puerta, en un partido en el que el Real Madrid no pasó del empate y cedió dos puntos. Anoche se repitió la historia: tuvo dos grandes ocasiones, una con un disparo a bocajarro tras un centro y el otro tras un rechace de la defensa rival a un disparo de Cristiano Ronaldo. El primero se estrelló a los pies de Lloris, mientras que el segundo salió desviado.

Sin embargo, y a pesar de la mala racha del francés, la confianza de Zidane en él no se ha visto afectada. El francés seguirá apostando por él hasta que muestre su mejor rendimiento.




Deja tu Comentario