2017-10-20 12:10 Prensa Merengue Por: Fede Peris

¡Buenísimo! "El gran rival del Real Madrid es el PSG"

Manu Sainz ofrece una nueva muestra de propaganda madridista desde los cinco puntos que separan al Real Madrid del Barça.



El clan mediático del sextete del Real Madrid, que nunca llega pero que se anuncia a cada principio de temporada, alcanza cotas de comicidad ilimitadas en su atalaya de adoctrinamiento merengue de El Chiringuito que dirige y presenta Josep Pedrerol. La última bufonada la ha proporcionado Manu Sainz, del diario As -mal visto por Florentino Pérez por ser poco fundamentalista- y asiduo de las intoxicaciones que se producen en dicho programa de Atresmedia, el medio televisivo cuyos guiones controla con mano de hierro Antonio García Ferreras, hombre de confianza de Florentino Pérez.

Según este vocero del madridismo radical, "el PSG es el gran rival del Real Madrid". La sentencia tiene su miga porque está pronunciada desde la impotencia y frustración que produce que en el torneo doméstico (el que más feliz hace a Zidane) el Real Madrid se encuentra a cinco puntos, en apenas ocho jornadas disputadas, del FC Barcelona, que no es "el gran rival del Real Madrid". ¿Se puede argumentar peor y con más desconocimiento y mala intención?



El entorno propagandístico del Real Madrid habla desde la frustración de los cinco puntos

El exceso de soberbia, un mal endémico del Real Madrid a lo largo de su historia, acrecentado con las vigentes rabietas de vedette consentida de Cristiano Ronaldo, amenaza con acabar con el efímero dominio del Real Madrid en España y en Europa. Un dominio que no sabe de tripletes ni de sextetes, por lo que conviene pornerlo en cuestión. Afirmaciones como la de este peón útil de la doctrina de Florentino son las que dinamitan la línea de flotación de un Real Madrid bien encaminado desde la humildad de Zidane y que amenaza ruina por culpa de un entorno vocinglero (que habla mucho y de forma insustancial) estropeando desde fuera lo que los deportistas construyen desde el césped. 

Pero son felices así. A cinco puntos del Barça y pensando en el PSG como su "gran rival". La propaganda madridista es así. 

 



 


Deja tu Comentario