2017-10-25 15:10 FC Barcelona Por: Redacción MB

El Barça sigue en guerra con el Comité de Competición

El club catalán sigue en su particular lucha con Francisco Rubio, presidente del Comité de Competición



Los comentarios de Francisco Rubio, presidente del Comité de Competición, en relación a Cataluña han provocado cierto malestar en el seno del Barça. La entidad catalana ha exigido a Rubio que se retracte de unas declaraciones que hizo vía redes sociales en las que afirmaba que “algunos ya sabían lo que eran un colegio” después del referéndum que se llevó a cabo el pasado 1 de octubre.

Estas palabras sentaron muy mal en toda la Comunidad y en el club, que lo sintieron como un ataque propio de una figura que representa un alto mando de autoridad en un Comité que se encarga de tomar decisiones relevantes en el deporte.



Es por esto que el Barça ha solicitado el cese inmediato del presidente, y mediante el portavoz de la entidad Josep Vives, han manifestado su postura al respecto de este tema.

La RFEF se disculpó con todo el pueblo catalán por las palabras mal medidas de Francisco Rubio, quien sin lugar a dudas se equivocó en la manera de decir esas declaraciones. Tras todos los comentarios que recibió en contra, Rubio decidió privatizar su Twitter personal.

Las palabras de Francisco Rubio

Francisco Rubio decidió hacer gala de su falta de educación tras los altercados de Cataluña para dejar clara su opinión. Eso sí, Rubio lo hizo con toda la mala leche posible y dejando claro que no tiene ninguna complicidad con el pueblo catalán:"Al menos, algunos ya saben qué es un "colegio". Ya solo queda que sepan qué es el gel, el champú, la democracia y el respeto a la ley".



 


 

Otra desafortunada frase que se suma a las que escribió tras la actuación policial española durante la votación. Entre otras cosas, apuntó que “ya sólo queda que sepan qué es gel, el champú, la democracia y el respeto a la ley”, dos faltas de respeto que movieron al Barça a pedir directamente a la Federación su cese inmediato.

En cambio, al Camp Nou sólo llegó una disculpa, que como se puede comprobar no ha servido absolutamente de nada. Bartomeu y compañía podrían tirar adelante otra petición, pero ya saben que en los despachos, como sucede también sobre el césped, los culés siempre tienen las de perder con las autoridades.

 


 

La respuesta de Francisco Rubio

En una carta abierta publicada en su cuenta de Facebook, Rubio afirma que no siente rencor "ante unos pocos que infructuosamente tratan de descalificar y desprestigiar personal y profesionalmente a quienes no comparten la línea editorial de aquellos que les dan de comer o de quienes les tienen encorsetados amedrantados".

"Mi sentimiento es de compasión y esperanza. Compasión porque no pueden decir lo que piensan, sino todo lo que deben decir y quieren escuchar algunas víboras en redes sociales. Y esperanza de que algún día tengan la suerte de poder decir lo que piensan y sienten, sin miedo a perder audiencia, empleo o la libertad, seguridad o sosiego que todos (también ellos) merecemos", añade el hombre encargado de impartir justicia en el fútbol español.

"Esto no lo vais a publicar en vuestros medios ni redes, como tampoco podréis publicar ninguna resolución que, en uno u otro sentido, sea parcial, subjetiva, arbitraria, desproporcionada o consciente o voluntariamente injusta. No la encontraréis (pese a que, en un alarde de transparencia, son inmediatamente públicas) porque no existen".


Deja tu Comentario