2017-11-12 13:11 FC Barcelona Por: Fede Peris

Sandro Rosell ha tenido problemas con un ilustre recluso en la cárcel

El hijo de Jordi Pujol ha pedido que le cambien de módulo para perder de vista a Sandro Rosell.



El expresidente del FC Barcelona, Sandro Rosell, se ha adaptado sin problemas a su nueva vida de recluso en el Módulo 4 de la cárcel de Soto del Real. Su carácter abierto y extrovertido le ha granjeado las simpatías de los reclusos, a quienes se ha ganado regalándoles camisetas del Barça. Sin embargo, le ha surgido un problema inesperado.

Problemas con el hijo de Jordi Pujol

La convivencia de Sandro Rosell como otro recluso ilustre en Soto del Real, Jordi Pujol, el hijo del expresidente de la Generalitat, no ha sido fácil, hasta el punto de que éste ha reclamado un traslado a otro módulo para perder de vista al expresidente del Barça según informa OKdiario. Rosell, que está encarcelado desde el 25 de mayo acusado por la jueza Lamela por haber blanqueado en Andorra 15 millones de euros del cobro de comisiones ilegales por los derechos de TV de partidos amistosos, se ha convertido en un personaje muy popular entre los reclusos por su buena mano para las relaciones públicas.



Su talante es diametralmente opuesto al de Oriol Pujol Ferrusola, de carácter reservado que apenas se relaciona con nadie. Mientras Sandro Rosell participa de las actividades, especialmente deportivas, que se organizan en el centro penitenciario, Jordi Pujol Ferrusola se ha autoaislado de su entorno y centra su actividad en comunicaciones epistolares con su familia y amigos. 


Deja tu Comentario