2017-12-08 15:12 Fichajes Por: Redacción MB

El Barça se rearma para dejar al Madrid sin Mundialito

Arthur se convierte en la gran amenaza blanca para conseguir el Mundial de Clubes



El fichaje de Arthur por el Barça es un hecho. El jugador brasileño de Gremio ya ha dado el sí el club y jugará en el Barça. El centrocampista ha accedido a jugar en el equipo de Valverde después de que Robert Fernández viajara a Brasil para cerrar su fichaje, y será un refuerzo de muchas garantías para la plantilla.

Con tan solo 21 años, Arthur se ha convertido en la sensación de Gremio de Porto alegre. El reciente ganador de la Copa Libertadores jugará con una motivación extra el Mundial de Clubes de la semana que viene, con quien se enfrentará, si todo va sobre lo establecido, en la final al Real Madrid. Tanto Gremio como el equipo de Zidane son los máximos aspirantes al título y el Barça ha cerrado el traspaso justo antes de la disputa del campeonato para motivar al futbolista y deje sin Mundialito al club merengue.



Aunque aún falta la confirmación oficial por parte del club, Arthur tendrá el extra de motivación necesario para jugar ante el Madrid y desde Barcelona se confía en que pueda ponerle las cosas muy difíciles para que le arrebate el título.

Robert viajó a Brasil para ficharle

La estancia de Robert Fernández en los dos partidos de la final de la Copa Libertadores sirvieron para que Arthur terminara de convencer a la entidad y se pactase su fichaje. La secretaría técnica del Barça cenó con el agente del jugador y terminaron de limar los flecos para que Arthur diese el sí al club.

Además, una vez finalizada la Copa que ganó Gremio, su actual equipo, Robert comió con el propio jugador y su familia, donde se llegó a filtrar una fotografía del futbolista con la camiseta de su nuevo equipo.



 


 

Arthur habló después de la foto filtrada

Ha sido un fin de semana muy movido para Arthur, jugador de Gremio. El brasileño se ha visto envuelto en una polémica con su afición después de que se filtrara una foto personal en la que aparecía luciendo la camiseta del FC Barcelona, club con el que se le vincula, tras una reunión con André Cury, representante del conjunto catalán en Brasil.

Arthur ha intentado calmar a los aficionados de Gremio a través de un mensaje en su perfil de Instagram, en el que ha asegurado que no se marchará del equipo por la puerta de atrás: “Desafortunadamente, debido a una lesión, no podré estar en el campo en el Mundial de Clubes. Pueden estar seguros de que mi corazón y mis energías positivas estarán con esa familia en que se ha convertido nuestro equipo. El Gremio es mi equipo, amo y respeto a esta institución que me lleva ayudando diariamente desde los 14 años. Jamás dejaré el club por la puerta de atrás. Esta es mi casa”, ha escrito.


Deja tu Comentario