2017-12-15 18:12 El Soplo Por: Carlos Muñiz

Lío a la vista: Zidane no quiere a Neymar en la plantilla del Madrid

Por qué Zidane considera que Neymar no es el fichaje que necesita el Real Madrid.



Zinedine Zidane no tiene la menor duda de que Neymar es uno de los mejores futbolistas del planeta. Posiblemente uno de los cinco mejores. Tampoco duda de que podría ofrecer un gran rendimiento en el Real Madrid, pero sí cuestiona, y en eso choca frontalmente con Florentino Pérez, que el Real Madrid deba distraerse en este momento con su fichaje, especialmente porque los comentarios dañan la estabilidad de su plantilla y distraen a Cristiano Ronaldo, el verdadero número uno mundial para Zidane.

Zidane apuesta por Cristiano Ronaldo

La visión que Zidane tiene de la plantilla del Real Madrid va más allá de lo que los aficionados puedan apreciar sobre lo que sucede en el césped. Existen unos mecanismos de juego, jugadas ensayadas, funciones repartidas y un equilibrio entre talento y fuerza física que Zidane considera que en el Real Madrid roza un nivel máximo e insuperable. Y se basa en los resultados que ha cosechado en los casi dos años que lleva el frente del equipo. En ese equilibrio de fuerzas, para que Cristiano Ronaldo pulverice todos los registros goleadores, necesita al lado a un delantero que no compita con él marcando goles, sino abriendo espacios, buscando paredes y ofreciendo asistencias para que él marque. Así lo tiene montado Zidane. Para que el Real Madrid brille, Cristiano Ronaldo tiene que brillar. Y para que eso ocurra, nada mejor que colocarle al lado a Benzema y Bale, los dos jugadores que mejor entienden al portugués. Esa es su apuesta.



El pueblo llano se queda con los postes y las oportunidades falladas por Benzema, pero Zidane ve más allá y aprecia otras cualidades del delantero francés que pasan desapercibidas para el gran público. Por otra parte, Zidane ha conseguido un feeling extraordinario entre los tres integrandes de la BBC, tanto dentro como fuera del campo, algo que tiene mucho que ver en los éxitos del equipo blanco en los últimos años. Y Zidane sigue apostando por Cristiano Ronaldo y por la BBC. Con ellos ha triunfado y con ellos seguirá hasta que él mismo entienda que el tridente empieza a dar síntomas de desgaste. Y piensa que no ha llegado ese momento.

A Zidane le molesta el interés de Florentino por Neymar

Por eso, las palabras de Florentino Pérez invitando públicamente a Neymar a fichar por el club blancoporque "es más fácil ganar el Balón de Oro jugando en el Real Madrid", han sentado a cuerno quemado a Cristiano Ronaldo, que ya se quemó este verano por el interés de Florentino por Mbappé y que ahora interpreta la afición extrama del presidente por Neymar como un claro deseo del club de cambiar de buque insignia. Las insinuaciones de Florentino no sólo han molestado a Cristiano, sino que también han afectado a Zidane, que considera que, a pocos días de afrontar el Mundial de Clubes, el tercer título de la temporada, no son oportunas y pueden generar mal ambiente entre sus jugadores.

De hecho, detrás de las insinuaciones de Cristiano Ronaldo de abandonar el Real Madrid a final de temporada (primero utilizando el diario A Bola y después el programa El Chiringuito) no hacen más que confirmar el descontento del jugador con la actitud del club, más pendiente de tirar la casa por la ventana con Neymar que de agradecerle e él los servicios prestados durante los últimos ocho años. Y aquí llegan las comparaciones. Mientras el FC Barcelona cierra filas en torno a su estrella, la cubre de oro y la defiende con uñas y dientes vendiendo siempre la idea de que es el mejor, el Real Madrid se olvida de él para perder el sentido por Neymar.



Y Zidane, que valora en su justa medida a Neymar, no lo cambia por Cristiano Ronaldo. No cree que sean compatibles. O uno u otro. Y él apuesta por el portugués, consciente de que todavía le quedan tres o cuatro años a un nivel excelente. ¿Por qué preocuparse por el número tres del mundo cuando tenemos al número uno? Esa es la reflexión de Zidane. Ahora espera conocer cuál es la apuesta del club, que parece más pendiente del futuro que del presente.


Deja tu Comentario